Despliega el menú
Ocio y Cultura

Un Ramiro II para todos los públicos

Caballeros de Exea y XCAR Malavida acaban de publicar un álbum ilustrado sobre la figura del monarca aragonés

Uncastillo y sus gentes reciben a Ramiro II en 1136 tras la revuelta en la localidad
Uncastillo y sus gentes reciben a Ramiro II en 1136 tras la revuelta en la localidad
XCAR Malavida

La imagen popular que se tiene de Ramiro II ‘el Monje’ es la de un rey a la fuerza, que se encontró una corona que no buscaba. En realidad, y así lo destaca el historiador Agustín Ubieto, fue un hombre astuto que supo jugar las cartas que le sirvieron para salvar a Aragón. A este personaje le han dedicado un álbum ilustrado (librocuento, lo define Ubieto) la asociación de recreadores Caballeros de Exea y el dibujante XCAR Malavida.

El año pasado, el mismo equipo alumbró ‘Rey de reyes’, una biografía de Alfonso I ‘el Batallador’, y el álbum se convirtió en todo un ‘best seller’ regional. La tirada de 3.000 ejemplares está ya prácticamente agotada. Ahora la aventura incluso gana en ambición: más páginas (90), mayor tirada (4.000) y más lujo (con una portada en la que destaca la tinta plateada y con tirada simultánea de 300 ejemplares en aragonés).

Caballeros de Exea es un grupo de 18 personas que participa en recreaciones medievales. ¿Qué hace publicando libros? "Cuando estamos en las recreaciones siempre se nos acerca algún chaval para preguntarnos sobre las espadas o las armas que llevamos –relata Jorge A. García Miana–. Y nosotros siempre respondemos lo mismo: la principal arma de los seres humanos son los libros. Somos un grupo de recreación y representamos batallas y luchas, pero lo importante es nuestra pasión por la historia. Una pasión que queremos compartir. Nos gusta divulgar". Así que, sin ningún tipo de ayuda pública, poniendo dinero de su bolsillo, se lanzaron al ruedo editorial. La primera aventura salió bien y eso les ha permitido embarcarse en la segunda.

"Miguel Longás y yo nos encargamos de la documentación, de buscar los datos precisos para no inventarnos nada. Algunas licencias nos tomamos, obviamente. Por ejemplo: las crónicas no dicen que Ramiro II estuviera en la boda de doña Petronila. Pero pensamos que es lógico que asistiera al enlace de su hija. En una biografía de este tipo te ves obligado a rellenar algunas lagunas pero, como dice Agustín Ubieto, que nos asesora en los libros, lo importante es que esas lagunas se rellenen, como mínimo, de forma completamente verosímil".

Una vez establecido el guión de lo que se quiere contar, Ana Belén Arbués trabaja con los textos para hacerlos digeribles a todo tipo de lectores. El objetivo es no perder rigor pero que los niños puedan entender lo que se les cuenta.

Ramiro, casi un niño, a la izquierda, en la huerta del monasterio de Saint-Pons-de Thomières, donde estaba en 1099
Ramiro, casi un niño, a la izquierda, en la huerta del monasterio de Saint-Pons-de Thomières, donde estaba en 1099
XCAR Malavida

Si los libros tienen tantos lectores se debe también al ilustrador elegido para dar vida a los personajes. A XCAR Malavida (Carlos Pérez, Zaragoza, 1974) se le valora principalmente por su trilogía ‘Estoy hecho un cocinicas’, en colaboración con Azagra y Revuelta, pero es un corredor de fondo que ha hecho de todo en el mundo de la historieta y la ilustración. Su grafismo le va que ni pintado a un álbum histórico de divulgación, y para este trabajo, como hizo el año pasado para el de Alfonso I ‘el Batallador’, ha acentuado aún más la línea clara, la composición clásica, el juego con el color, el humor...

Las lagunas que presenta el personaje desde el punto de vista histórico aumentan en lo gráfico. ¿Cómo representar a Ramiro II ‘el Monje’? "Me dicen que he hecho un rey ‘hipster’ , con ese corte de pelo y esa barba que le he dado, pero es que los modernos no han inventado nada –bromea XCAR Malavida, para ponerse serio enseguida–. El problema es que no tenemos retratos fidedignos de Ramiro II, que la iconografía del monarca es muy posterior. Así que, por su carácter de monje, me lo he imaginado con barba y tonsura. Luego, ya de mayor, calvo, como todos".

En cada álbum se trabaja durante un año. "Miguel Longás y Jorge A. García Miana me presentan el proyecto con los textos, yo hago un primer boceto con los personajes y su evolución a lo largo del tiempo, y a partir de ahí vamos trabajando en las escenas, que ellos supervisan para que tengan rigor".

Hay, eso sí, pequeños anacronismos. "Me he tomado alguna libertad, sobre todo a la hora de representar los monumentos. He preferido dibujarlos en su aspecto actual, no con el que debían tener en la época. Por ejemplo, una escena en la catedral de Jaca he preferido hacerla con un retablo que sabemos es posterior. Pero, si no lo hacíamos así, hubiéramos tenido que ‘inventarnos’ algo y, además, el lector no iba a reconocer la catedral". Y el dibujante propone un juego para todos los lectores: encontrar un pequeño anacronismo deslizado en la penúltima viñeta, que representa la iglesia San Pedro el Viejo de Huesca.

‘Ramiro II, el monje que desafió al papa’ se presentará en Jaca el 2 de enero y sus autores firmarán ejemplares el 4, a lo largo de todo el día, en la librería General de Zaragoza. Caballeros de Exea y XCAR Malavida tienen previsto dedicar el próximo álbum ilustrado a Petronila de Aragón.

Etiquetas
Comentarios