Despliega el menú
Ocio y Cultura

música

Bombo y Platillo arranca hoy otra temporada marcada por la exquisitez de su programación

El ciclo de conciertos comienza esta tarde (20.00) con los estadounidenses XIXA en el Centro Cívico Delicias.

Los integrantes de la banda estadounidense Xixa.
Los integrantes de la banda estadounidense Xixa.
Heraldo

Las tardes de domingo en el Centro Cívico Delicias se han convertido en sinónimo de buen gusto y de exquisitez musical gracias a Bombo y Platillo, el Ciclo de Músicas Dispares de Zaragoza. En su programación se mantiene la apuesta por la diversidad musical, la querencia por descubrir y el placer de disfrutar de los conciertos en las mejores condiciones escénicas posibles.

Hoy, a partir de las 20.00, arrancará la temporada de otoño con un plato fuerte sobre la mesa. Desde Tucson (Arizona) comparecerá XIXA, una superbanda integrada por músicos que han integrado Giant Sand, Calexico o que han acompañado al mismísimo Bob Dylan. Fusionan rock y cumbia psicodélica y cuentan con un directo apabullante. Compartirán noche con el blues psicodélico de alto octanaje de Black Snake Moan, la ‘one man band’ del italiano Marco Contestabile. La entrada cuesta 10 euros, aunque el abono para los seis recitales que componen el ciclo hasta el 1 de diciembre se adquiere por 45 euros.

Si la propuesta para hoy resulta tremendamente atractiva, el nivel se mantendrá en los domingos sucesivos. Desfilarán por el escenario zaragozano el blues desértico del tuareg Ahmed Ag Kaedy (3 de noviembre), la poderosa combinación de electrónica oscura y percusiones tradicionales de los ugandeses Nihiloxica (10 de noviembre), el emocionante pop de los neerlandeses Eerie Wanda (17 de noviembre), el homenaje al gigantesco ‘Five Leaves Left’ del británico Nick Drake que los zaragozanos Tachenko presentarán junto a diversos artistas invitados (24 de noviembre) y, como delicioso remate, el elegantísimo pop electrónico del crooner sueco Jay-Jay Johanson (1 de diciembre).

Etiquetas
Comentarios