Despliega el menú
Ocio y Cultura

Ocio y cultura

Zaragoza analiza el vínculo entre las marionetas y las vanguardias

El Paraninfo y el Teatro Arbolé serán los escenarios del Congreso Nacional 'Carne, luz y cartón', que se celebra del 25 al 27 en Zaragoza, organizado por UNIMA

Congreso de Marionetas y vanguardia.
Esteban Villarrocha, Arantxa Azagra, Adolfo Ayuso y Pablo Girón presentaron en Arbolé el Congreso de títeres y vanguardia.
Toni Galán.

A Adolfo Ayuso Roy, escritor y uno de los principales investigadores de los títeres en España, le gusta decir que la presencia de la marioneta es consustancial a las vanguardias y que se participó en ella de forma muy activa, en la música, en la pintura, en el ballet o, por supuesto en el teatro, donde ha habido figuras incuestionables como García Lorca, Valle-Inclán, Blanco-Amor o Rafael Dieste, entre otros. En la famosa foto de la Residencia de Estudiantes de mayo de 1936, del homenaje a Hernando Viñes, donde posaron varios aragoneses, afirma que había doce o trece personas vinculadas con los títeres.

“Nos interesa mucho probar la importancia de los títeres en Aragón y en España. No hemos sabido historiar bien nuestra historia, pero ya estamos dando pasos agigantados”, dijo en la rueda de prensa, en la sala Arbolé, en la que se presentaba el Congreso Nacional de Títeres y Vanguardia, que se celebra en Zaragoza, del 25 al 27, bajo el epígrafe ‘Carne, luz y cartón. Marioneta. Vanguardias de ayer, rumbos de hoy’, donde se abordarán nuevos modelos de actuación y evolución.

Durante años el titiritero o manipulador de sus muñecos estaba oculto, dejaba que el protagonismo lo asumieran sus criaturas, y ahora el actor, de carne y hueso, se mezcla en una función más mestiza, diferente, renovadora, que “a veces crea fricciones entre el teatro clásico de marionetas con el puro teatro de actor”, indicó Ayuso. El Congreso Nacional consta de dos conferencias de dos grandes expertos en el tema, y de la representación de tres piezas en cuatro funciones en la sala Arbolé. Su director, Esteban Villarrocha, recordó que su teatro negro quiere ser no solo un espacio de exhibición, sino “un lugar donde se teoriza”.

A Adolfo Ayuso, miembro del Comité Organizador del Congreso, lo acompañaban Arantxa Azagra, nueva directora de la Escuela Municipal de Teatro y presidenta de UNIMA Aragón (Unión Internacional de la Marioneta), Pablo Girón, secretario general de UNIMA España y el citado Villarocha. Arantxa explicó que UNIMA es "una red internacional de profesionales de la marioneta que abarca a 103 países", y que este Congreso es el intento de ir más allá de las citas de gestión y otras burocracias con un menú variado y creativo "donde la gente se encuentre". Recordaría luego que “la cantera de titiriteros aragoneses es importante. Y muy interesante”. La UNIMA se fundó en 1929 en Praga, con el afán de difundir el arte del títere, cuenta con 200 socios y tiene su sede en Charleville-Mézières.

A Arantxa le tocó desmenuzar y explicar las representaciones. El viernes, 25, a las 21.00, se representará la obra ‘Giraffe’ de la compañía griega Hop Signor Pupper Theatre, una función para todos los públicos, que definió como “entrañable”, que combina lo animado y lo inanimado, una función de emociones y sentimientos, en la que interactúan los objetos, los títeres y los seres humanos. 

Al día siguiente, la catalana Andrea Díaz Reboredo ofrecerá su espectáculo ‘M. A. R’, una pieza delicada donde son muy importantes los objetos, la atmósfera, la fantasía, pero también una cierta abstracción. Esta es una obra pensada para 40 personas como máximo, y se ofrecerán dos funciones: una para todos los públicos, a las 19.00, y otra para los congresistas (que son unos 50 de toda España), a las 21.00. Y el domingo, a las 19.00, se representará ‘Cronopios’, una producción galaico-argentina de las compañías Títeres Cachirulo, Tres Tigres y Chachakún. La pieza es un juego literario, preñado de humor, con 40 títeres, que está basado en los textos de Julio Cortázar, ‘Historias de cronopios y famas’ de Julio Cortázar, una especie de viaje surrealista, propio del escritor, que explora el engranaje social, los sueños y la vida cotidiana.

Congreso de Marionetas y vanguardia.
Esteban Villarrocha, Pablo Girón, Adolfo Ayuso y Arantxa Azagra con los carteles detrás.
Ana Rioja

A la vez, en la sala María Pilar Sinués del Paraninfo se ofrecerán dos conferencias el sábado 26. A las 10.00 la gran estudiosa del género, Helénè Beauchamp, actualmente profesora en la Universidad de Toulouse Jean Jaurès, disertará sobre ‘La marioneta, laboratorio de teatro en el primer tercio del siglo XX’, que tiene una gran vinculación con su tesis doctoral. Ha realizado numerosos estudios, entre ellos sobre García Lorca, Valle-Inclán o Maurice Maeterlinck. 

Adolfo Ayuso recordó que su trabajo se centra en “Francia, Bélgica y España”. Y a las 12.00, Cariad Astles hablará de ‘El títere rebelde. El director del siglo XXI en busca de su papel’, que es uno de los temas de actualidad palpitante: el teatro de mezcla, de mestizaje, de paulatina transformación. Astles es una especialista de las marionetas durante la Guerra Civil, y es investigadora, profesora en Londres, marionetista y directora escénica de muchas piezas, y está muy interesada en el tema ‘Mujer, feminismo y títeres’.

Pablo Girón explicó que la sección UNIMA está organizada por federaciones, trece en España, y trabaja en varias direcciones. Anunció que está elaborando una base, un detallado informe, una ‘Titiridata’ del oficio: quién trabaja, cómo, cuántas funciones, dónde, líneas poéticas, etc., y que el Ministerio de Cultura ha mostrado su interés. Además, recordó Pablo Girón, se sigue trabajando en las Escuelas de Verano, uno de los últimos escenarios fue en Caspe, y se sigue publicando la edición española, de carácter anual, de la revista ‘Fantoche’. En ella, entre otros lugares, se van viendo las aportaciones españolas y aragonesas a las marionetas del mundo, tal como explicó Adolfo Ayuso.

El programa se completa con una visita al palacio dela Aljafería, el sábado a las 17.00, porque en ese lugar concibió Cervantes a Maese Pedro y su retablo, y el domingo tendrá lugar la Asamblea UNIMA de la Federación España, que agrupa a más de 400 compañías (y cuenta con un vocal en el Consejo General del Teatro), de ellas unas 20 de Aragón.

El Congreso cuenta con el apoyo de las Cortes de Aragón, la Universidad de Zaragoza, Teatro Arbolé y el Ministerio de Educación y Cultura a través del Instituto Nacional de Artes Escénicas y de la Música (INAEM).

Etiquetas
Comentarios