Despliega el menú
Ocio y Cultura

arte

El Patio de la Infanta se llena de ‘mujeres morenas’ del pintor Julio Romero de Torres

Fundación Ibercaja trae a Zaragoza una muestra que ofrece nuevos perfiles del artista andaluz.

‘Marta y María’, de 1916, pintura de una colección particular.
‘Marta y María’, de 1916, pintura de una colección particular.
HA.

"Julio Romero de Torres fue un artista que ponderó a la mujer, que la conocía en todas sus facetas y la amaba. Por eso retrató a la madre, la trabajadora, la burguesa, la artista o la prostituta". Así define Marisa Oropesa la figura del pintor andaluz, en la que se ha apoyado para comisariar una exposición que se inaugura este martes en el Patio de la Infanta de Zaragoza.

La muestra, como reza su título, ‘Julio Romero de Torres, pintor de almas’, busca ahondar en la etapa más conocida del pintor, la de madurez, cuando hizo a la mujer el eje de todo su trabajo. Y lo logra a través de piezas poco conocidas. La organiza Fundación Ibercaja y se compone de una selección de retratos que proceden en su mayoría de colecciones privadas españolas y extranjeras. Tres de las pinturas son propiedad de la Fundación Maxam.

Colecciones privadas

Mercedes Valverde, directora de los museos municipales de Córdoba y máxima especialista en Romero de Torres, ha colaborado activamente en la muestra, aunque ninguna de las 30 piezas que se presentan al público proviene del museo dedicado al pintor.

"La exposición aspira a ser una revelación –señala Marisa Oropesa–. Buena parte de la obra del artista está en manos de coleccionistas privados que raramente dejan que sus pinturas salgan de sus domicilios. Ahí es donde nos hemos centrado y por eso es tan valiosa está exposición, en la que podrán verse muchos cuadros que no han salido nunca al mercado ni tampoco se han expuesto al público". Muchas pinturas han tenido que ser restauradas para la ocasión.

La figura del artista, fallecido en 1930, arrastra aún algunos tópicos, de los que decididamente ha huido la exposición. Eso no ha impedido que se cuente con algunas piezas emblemáticas, como la famosísima ‘Fuensanta’, que apareció en los billetes de 100 pesetas. "Ese detalle quizá explique uno de los tópicos más extendidos –subraya Oropesa–, la de Romero de Torres como referente del franquismo cuando, en realidad, era totalmente republicano".

‘Julio Romero de Torres. Pintor de almas’, es una crónica gráfica de la mujer de principios del siglo XX narrada a través de los pinceles del artista cordobés. Con motivo de esta exposición Fundación Ibercaja ha editado un libro-catálogo y diseñado un amplio programa de actividades paralelas dirigidas a las familias y al público en general, con especial acento en las visitas guiadas. La muestra podrá visitarse hasta el 8 de septiembre.

Etiquetas
Comentarios