Ocio y Cultura

solidaridad

El director de orquesta Pablo Heras-Casado ensaya con el coro escolar zaragozano que actuará en el Teatro Real

El músico visitó este martes la capital aragonesa para conocer a los alumnos de los colegios Joaquín Costa y Ramiro Soláns que cantarán en un concierto en Madrid organizado por Ayuda en Acción

No pasa todos los días que un director de orquesta internacional acuda a tu colegio para dirigir el coro del que formas parte. Pero eso es lo que ha pasado este martes, en el Joaquín Costa, donde el músico Pablo Heras-Casado acudió al ensayo del concierto en el que participarán dos agrupaciones de niños cantores (de 1ª a 6ª de Primaria) del Ramiro Soláns y el propio Joaquín Costa. La iniciativa forma parte de una campaña solidaria de la oenegé Ayuda en Acción, que prepara para el próximo 28 de mayo un concierto en el Teatro Real de Madrid en el que participará este coro aragonés. Bajo el título 'Acordes con Solidaridad', en él actuará la Orquesta Sinfónica de Madrid, bajo la batuta de Heras-Casado, el coro infantil, impulsado por Ayuda en Acción, interpretará ese día la canción 'Somewhere', de 'West Side Story', y 'La marcha del Cascanueces' de Tchaiskovsky. Este autor, por cierto, protagonizará el programa de esa cita musical. La orquesta interpretará dos de sus obras: 'Obertura-Fantasía Romeo y Julieta' y 'Sinfonía nº 5 en mí menor, opus 64'.

"¿Sabéis qué es lo más importante en la música?", preguntó Heras-Casado, embajador de Ayuda en Acción, a los niños. "Escuchar", les dijo. Y así, escuchando y cantando, alumnos y director de orquesta fueron conociéndose antes de la actuación del mes próximo. Heras-Casado, que ha dirigido orquestas como la Filarmónica de Viena, explicó la importancia de la música: "Es algo importante porque permite conocerse, hacer trabajo en equipo, saber que lo que hago yo le sirve al de al lado, y lo que hace el de al lado me sirve a mí, y así, nos sentimos mejor juntos". Los niños, con la ayuda del director habitual del coro, Jorge Apodaca, practicaron detalles de la actuación: la pronunciación de las eses, las pequeñas coreografías. "Hacer cualquier cosa juntos es difícil, pero practicando, luego es lo más fácil del mundo", les dijo a los críos Heras-Casado.

El mensaje que les llegó a través de esta actividad tan especial a los niños del Costa y el Ramiro Soláns se imbrica a la perfección en la iniciativa 'Acordes de solidaridad', que entiende la música "como un vehículo fundamental para fomentar la cohesión social y promover la igualdad de oportunidades, y lo hace a través del desarrollo de clases extraescolares de música, con la creación de coros".

Ese aspecto fue subrayado también por la consejera de Educación y Cultura del Gobierno de Aragón Mayte Pérez, que acudió al acto. A su juicio, experiencias como las que van a vivir los niños en Madrid, "son también el reconocimiento a estos dos centros comprometidos con la igualdad, el respeto, la tolerancia y la diversidad cultural. Comparten experiencias sin ningún tipo de límite, a través del lenguaje universal de la música". "Qué mejor manera de derribar barreras en estos momentos de crispación", añadió.

'Acordes de solidaridad' forma parte del programa 'Aquí también' que, desde 2013, atiende a cerca de 12.000 niños en más de 90 centros educativos de 12 comunidades autónomas, facilitando becas de comedor, libros y material escolar, refuerzo educativo o innovación en áreas como la música o la tecnología.

En la actividad estuvieron presentes también el presidente de Ayuda en Acción Jaime Montalvo, y la delegada de esa oenegé en Zaragoza, Rocío Palá.

Etiquetas
Comentarios