Despliega el menú
Ocio y Cultura

El rodaje de la nueva temporada atrae a los curiosos en Peñíscola

La conservación de la ciudad ha sido decisiva para su elección como escenario de rodaje.

Cientos de extras llenan de color las calles de Peñíscola ante la mirada de curiosos y seguidores de la serie. Todos esperan ver estos dias a las estrellas de los reinos de Poniente. Danerys Targeryan o Tyrion Lanister son los más buscados. Pero también, los más esquivos a las cámaras.

La fortaleza que fue refugio del Papa Luna guarda ahora en su interior los secretos de la sexta temporada de Juego de Tronos. Peñiscola se suma así a la exquisita selección de exteriores de la serie. El mayor atractivo que ha tenido la ciudad para atraer el rodaje es el perfecto mantenimiento del patrimonio arquitectónico.

Un conjunto erigido por los templarios en el siglo XIII y que ya está familiarizado con las cámaras y los rodajes. En 1961 se convirtió en la Valencia de El Cid. En la memoria colectiva del pueblo aquel rodaje sigue vivo. La historia se repite. Con el rodaje de Juego de Tronos volvemos a El Cid, volvemos a los grandes escenarios, a los extras. El Cid cede ahora la corona cinematográfica a las casas de los Siete Reinos. Habrá que esperar hasta abril de 2016 para poder ver el resultado final.

Etiquetas
Comentarios