Despliega el menú
Ocio y Cultura

Chillida-Leku reabrirá en abril

Ocho años después de su cierre por la caída en el número de visitantes, el centro guipuzcoano inicia una nueva etapa con cambio en la dirección.

Chillida-Leku reabre sus puertas.
Chillida-Leku reabrirá en abril
Efe

Chillida-Leku reabrirá sus puertas al público el próximo abril después de "una puesta a punto respetuosa con el legado del artista", según anunciaron los herederos del escultor donostiarra. Ocho años y cuatro meses después de su cierre formal como museo, aunque durante todo este tiempo haya recibido miles de visitas bajo solicitud, el centro situado en la localidad de Hernani (Guipúzcoa) que alberga la obra del escultor volverá a situarse en el mapa de los centros artísticos de mayor importancia del país. Y lo hará bajo otro formato y una nueva dirección, encabezada por la exresponsable del Centro Gaudí de Barcelona, Mireia Massagué, y de la mano de la prestigiosa galería suiza Hauser & Wirth.

"El hecho de poner de nuevo en pleno funcionamiento el museo nos ilusiona y estamos seguros de que nuestros padres estarán felices por ello. No nos cabe duda de que la gran expectación que despierta la reapertura y el creciente interés que su obra ha tenido irán en aumento", afirma Luis Chillida en nombre de la familia. La reapertura se llevará a cabo finalizada "una puesta a punto respetuosa con el legado del artista". El caserío conservará el mismo aspecto y estructura que concibió Chillida, pero contará "con una iluminación mejorada y con mayor aislamiento en suelos y techos, así como con una adecuada accesibilidad para personas con movilidad reducida", señala el comunicado de los Chillida Belzunce. A estas mejoras se suma la puesta en marcha de instalaciones tales como un centro de bienvenida, una cafetería, una tienda y la adecuación de las instalaciones de parking.

La reapertura de Chillida-Leku se realizará bajo la batuta de Mireia Massagué, que fue directora del Gaudí Exhibition Center y tras haber trabajado previamente en el Teatre Nacional de Catalunya, y que realizará su labor "en estrecha colaboración con la familia Chillida, que ostenta la propiedad y la gestión de Chillida Leku".

Los trabajos de actualización están siendo desarrollados bajo la supervisión del arquitecto argentino Luis Laplace, conocido por sus trabajos de interiorismo y restauración respetuosa y sostenible, desarrollados en intenso vínculo con el arte. Laplace está trabajando en estrecha colaboración con el arquitecto Jon Essery Chillida, nieto del escultor.

El proyecto cuenta con la aportación del arquitecto de naturaleza holandés Piet Oudolf, "pionero del movimiento 'New Perennial' que introducirá elementos paisajísticos. Sus diseños de paisajes y jardines -entre los que destacan el Jardín Lurie de Chicago o la High Line de Nueva York- se basan sobre premisas ecológicas".

La de Chillida-Leku es la crónica de una reapertura anunciada, con retraso sobre el calendario anunciado a finales de 2017: "Con el apoyo y orientación de Hauser & Wirth, reabrirá en 2018 para el público en general como un recurso vital para experimentar y aprender del trabajo de Eduardo Chillida", decía el comunicado emitido el 31 de noviembre de 2017 por la galería.

Inaugurado el 16 de septiembre de 2000 en un acto que contó con la presencia de los entonces reyes de España, Juan Carlos y Sofía, el presidente del Gobierno, José María Aznar, el lehendakari Ibarretxe y el canciller alemán Gehard Schröder, el museo de Zabalaga recibió 810.000 visitas antes de cerrar sus puertas el 1 de enero de 2011 ante la imposibilidad de seguir en funcionamiento a causa del déficit económico que generó su actividad durante esos diez años.

Los más de 80.000 visitantes registrados durante el primer año de actividad habían descendido a unos 60.000 en el momento de su cierre. Estas circunstancias hicieron insostenible su continuidad y desembocaron en 2010 en un ERE para sus 23 trabajadores, preludio del cierre que se consumó el 1 de enero del año siguiente, víctima de un "déficit recurrente que se ha visto agravado por la crisis económica".

La reacción a la reapertura del Museo Chillida-Leku fue unánime en el ámbito institucional. El ministro de Cultura, José Guirao, mostró su satisfacción en redes sociales: "Es una gran noticia la próxima reapertura de Chillida-Leku un espacio que es una obra total, donde la obra de Eduardo Chillida se funde con la naturaleza. Esperamos que la gente disfrute de ese gran espacio museístico y de la extraordinaria obra de Chillida".

Etiquetas
Comentarios