Despliega el menú
Ocio y Cultura

“La polémica de 'mariconez' es una tontería”

Músicos y melómanos como María José Hernández, Sergio Falces, Ariadna Redondo, Silvia Soláns y Gabriel Sopeña analizan el impacto de la polémica de ‘Operación Triunfo’.

Ariadna Redondo, en una de las galas de los premios 'Artes & Letras'.
Ariadna Redondo, en una de las galas de los premios 'Artes & Letras'.
Aránzazu Navarro.

Las palabras son como seres vivos, un signo que nos identifica y nos retrata como un espejo. Las palabras suscitan emoción, ternura, ira, desconcierto, y alertan a la sociedad entera cuando menos se lo espera. No son inocentes. A veces parecen una detonación. Acaba de pasar con una canción de Mecano ‘Quédate en Madrid’: una concursante de ‘Operación Triunfo’, María, expresó su incomodidad ante el término ‘mariconez’, que le parecía ofensivo hacia el colectivo homosexual, y se planteó sustituirlo por gilipollez o estupidez. Protestaron dos componentes de Mecano, José María Cano y Ana Torroja; la vocalista fue abucheada este miércoles por el público de ‘O. T’ de TVE. El asunto está agitando las redes sociales y hace correr 'tuits', mensajes, ríos de opiniones con insultos y descalificaciones.

Sergio Falces, de Aragón Musical y ‘Mondosonoro’, parece entender y cuestionar a la vez a María, la joven concursante: “El término no me parece acertado en el contexto de la letra. No obstante, pienso en el objetivo de quien la compuso y no veo intencionalidad homófoba. Es importante tener este dato en cuenta. Y la canción es así, nos guste o no. En 2018 supongo que José María Cano no hubiera empleado esa expresión”, observa. “Por otra parte considero muy positivo que se haya abierto este debate porque la importancia del lenguaje es mayor de lo que pensamos y, afortunadamente, hay gente muy joven que quiere desterrar de su vocabulario palabras que pueden resultar ofensivas y que no dejan de ser fácilmente sustituibles. Una sociedad es como habla”, insiste Sergio Falces.

Ariadna Redondo, que canta la integral de Mecano, lo tiene claro: ella no cambia ninguna letra del trío. “Las canto tal como fueron escritas, incluso con sus incorrecciones sintácticas como ‘Y tú constestastes que no’. No veo la necesidad de cambiar las expresiones del pasado. La palabra 'mariconez' no me sugiere nada malo. Creo que en el fondo es una tontería que también tiene mucho que ver con que vivimos un tiempo frívolo en el que nos que ofendemos muy pronto por cualquier cosa”, señala.

“La polémica de mariconez es una tontería”

María José Hernández, en la redacción de HERALDO | Guillermo Mestre

La cantautora María José Hernández, que inicia una pequeña gira por Burgos y Valladolid, entre otros lugares, dice que ella no ve la necesidad de cambiar ninguna palabra. “He hecho un disco de versiones de José Antonio Labordeta. Y no he cambiado ni una palabra ni siquiera el género. Si Labordeta le canta a una mujer, yo lo hago también. Me merece mucho respeto el trabajo de los compositores. Este debate revela que la gente se la coge con papel de fumar”, expresa.

Tanto María José Hernández como Gabriel Sopeña, cantautor, letrista, productor musical y conductor del programa ‘Canal Saturno’, entienden que si se eligen un tema hay que asumirlo con todas las consecuencias, y recuerdan que Mecano fue un grupo pionero en la defensa de la sexualidad más libre, “no hay más que recordar ‘Mujer contra mujer’".

Añade María José Hernández: “Lo políticamente correcto es nefasto. Ahora la sociedad ha asimilado muy bien estas cuestiones y hemos progresado no solo los más jóvenes o las generaciones intermedias como la mía, sino nuestros padres, octogenarios o nonagenarios. Ahora ellos son los primeros en asumir que pueden tener un nieto o una nieta homosexual con total normalidad”. Para ella, la palabra 'mariconez' -que no figura en el diccionario pero que sigue la sinonimia de términos como maricón, mariconería, mariconada- ni siquiera es un ofensiva. “La veo más bien como sinónimo de bobada, tontada, gilipollez o estupidez. Sin más”, precisa.

“La polémica de mariconez es una tontería”

La cantante y presentadora Silvia Soláns, que actúa viernes y sábado en el Palco de las Esquinas | Heraldo

La intérprete Silvia Soláns confiesa que alguna vez ha cambiado algunas palabras, algún nombre o incluso el género a una canción, “para hacerlas más mías, pero creo que hay que quitarle importancia a eso. Se hace con el máximo respeto y sin llamar la atención. El mundo se cambia día a día, con la actitud y el compromiso, pero creo que tampoco hay que exagerar. A mí esta polémica me parece intrascendente”, dice, y señala otro detalle: “Para mí ‘O. T.’, es todo lo contrario a lo que es el desarrollo de un oficio. He preparado a una joven para el castin. No la cogieron. Trabajó durante cinco meses y apenas sabía respirar. Sinceramente detesto todo lo que ese programa significa”.

“La polémica de mariconez es una tontería”

Loquillo y Gabriel Sopeña, en Zaragoza | Archivo Heraldo

Gabriel Sopeña va algo más allá. “Es una vergüenza que una televisión pública dé cabida a un programa así, que parece blanco, inocente, destinado a descubrir valores, y es todo lo contrario. Es un programa perverso, deliberadamente equívoco y manipulador, que atiende a intereses particulares, que está buscando juguetes rotos, artistas susceptibles de ser manipulados de inmediato. Un caso como este me parece lamentable. ‘Operación Triunfo’ es un caso de capitalismo salvaje y suicida que perjudica a la música y al imaginario artístico, indigno de la televisión de todos los españoles. Si uno sigue lo que ocurrido todos estos años, solo se salva Bisbal” dice, y añade: “Por otra parte, creo que la joven debería asumir el discurso que ha elegido, sin miedo, y debe demostrar que es una intérprete y no una marioneta. Si elige ‘Quédate en Madrid’, que lo haga con todas con las consecuencias".

“La polémica de mariconez es una tontería”

David Angulo, abrazado a su voz y a su guitarra | Archivo Heraldo

David Angulo se presentó al castin de la primera edición de ‘Operación Triunfo’ cuando vivía en Madrid, a principios del siglo XXI. “Pasé dos eliminatorias y me sondearon, si cambiaría de atuendo, si me cortaría el pelo. Dije que si no me ponían una pistola lo más probable es que no lo hiciera. Ya estaba Noemí Galera. No pasé. Yo no soy un talibán en el tema ‘O. T.’, pero este asunto creo que no tiene demasiada importancia. Los jóvenes deber ser valientes y echarle coraje; si escogen un tema que lo lleven hasta el final. Creo que se quiere hacer un gratuito ruido de sables o lo que sea en las redes. Es un algo intrascendente y quizá publicitario”, dice David Angulo, que modifica, en clave de humor, las letras de muchas canciones famosas. Añade: “Lo que sí me gustaría es que mantuviesen ‘La hora musa’ de actuaciones en directo. Ese programa me encanta y sí que ayuda a la música y a la creación musical”, resume.

Etiquetas
Comentarios