Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Música

Schola Cantorum Paradisi Portae: una nueva forma de interpretar el canto gregoriano

El musicólogo zaragozano Alberto Cebolla dirige el grupo, que está rompiendo moldes y acaba de publicar su primer disco, ‘Via crucis’.

19/05/2018 a las 05:00
Alberto Cebolla, profesor de Musicología en el Conservatorio de Salamanca, en su ciudad natal, Zaragoza. Este sábado actúa en Jaca.José Miguel Marco

El gregoriano no empieza y termina en los monjes de Silos. Y lo acaba de demostrar la Schola Cantorum Paradisi Portae, formación musical zaragozana que integran Marcos Castrillo,  Rubén Larrea, Alberto Cebolla, Rodrigo Ramos y Alberto Palacios. El grupo nació hace ahora dos años con la intención de difundir el canto gregoriano al tiempo que promover el estudio e interpretación de las primeras polifonías. Y ahora acaba de publicar su primer disco, ‘Via crucis’, grabado en la iglesia de San Gil de Luna. Al frente de todo el proyecto está Alberto Cebolla Royo, zaragozano que en la actualidad es profesor de Musicología en el Conservatorio Superior de Salamanca. Lo que ofrecen (el grupo y la grabación) es una nueva forma de interpretar el canto gregoriano.

"Las primeras fuentes escritas sobre el canto gregoriano son del siglo X –relata–. Desde entonces hasta nuestros días han transcurrido diez u once siglos en los que la forma de interpretarlo no ha sido idéntica, ha cambiado. La primera trasmisión escrita fueron los neumas (una especie de ayuda nemotécnica que obligaba a conocer la melodía) pero luego la notación fue adaptándose para que no hiciera falta la memoria, perdiéndose con esto matices que no supieron expresar en las nuevas notaciones. En el siglo XIX la práctica del canto gregoriano llegó a ser tan penosa que se hizo necesaria la reforma de los monjes de la abadía de  Solesmes. El canto gregoriano siempre se ha actualizado".

El zaragozano Alberto Cebolla, que inició su formación musical en la Escolanía de Infantes del Pilar y estudió Musicología en el  Conservatorio Superior de Música de Aragón, completó su formación realizando los cinco cursos de la sección italiana de la Associazione Internazionale Studi di Canto Gregoriano. Allí accedió a los  principios de la estética de la semiología gregoriana, que profundiza en el valor de las primeras fuentes medievales con notación musical. Y a su profundo conocimiento teórico une la práctica: ha cantado en la Schola Gregoriana Domus Aurea, dirigida por Luis  Prensa. "El repertorio gregoriano, en lo que tiene de unión de texto y música, estéticamente parece simple –señala–, pero no lo es. El principal riesgo a la hora de interpretarlo es que se acaben cantando igual todas las notas. Pero con el estudio de todas las fuentes medievales compruebas que no hay dos sílabas iguales. La semiología les da una sonoridad distinta". Una sonoridad más rica y emocionante. Y que sorprende mucho a quienes la escuchan.

"El problema –resume Alberto Cebolla– es que la interpretación semiológica del gregoriano es muy poco conocida por el público. Y muy poco practicada, porque requiere no solo de muchas horas de estudio, también de una nueva forma de trabajo. Hay que olvidarse de un coro amplio, con decenas de voces. Esta forma de interpretar el gregoriano es para formaciones muy reducidas".

Música y poesía

Para grabar su disco, la Schola Cantorum Paradisi Portae buscó "una pieza para cada estación del Vía Crucis y la cantamos con interpretación semiológica". Y a todas y cada una, como invitación a la reflexión, les precede la lectura de un soneto que ha escrito uno de los componentes del grupo, Marcos Castrillo. El resultado ahí está, y se ha podido escuchar ya en directo en numerosas citas culturales dentro y fuera de Aragón. La próxima cita será este sábado a las 21.00 en la catedral de Jaca. Y el 10 de junio el grupo, que ha estudiado a fondo los cantorales aragoneses, ofrecerá en la iglesia zaragozana de San Felipe un concierto que mostrará cómo podría ser el gregoriano en el Corpus en los siglos XVIII y XIX.

"Aragón ha sido puntero en la investigación del patrimonio musical medieval, con investigadores esenciales, como Luis Prensa o Pedro Calahorra –concluye el musicólogo zaragozano–. Pero aún queda mucho por descubrir... Y mucho por entender".





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo