Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

Literatura

Martínez de Pisón: "Aquí se me valora, eso me hace feliz"

El escritor ha recibido el Premio de las Letras Aragonesas de manos de la presidenta Luisa Fernanda Rudi.

El escritor Ignacio Martinez de Pisón recibe, en Zaragoza, el Premio de las Letras Aragonesas 2011
Martínez de Pisón: "Aquí se me valora y eso me hace feliz"
EFE

Martínez de Pisón: "No hace falta que las historias transcurran en ciudades importantes para que sean importantes"

El escritor Ignacio Martínez de Pisón (Zaragoza, 1960) ha asegurado que "no hace falta que las historias transcurran en ciudades importantes para que sean importantes; no porque una historia transcurra en Nueva York es superior a una que transcurra en Zaragoza", ha apuntado.

Así lo ha manifestado con motivo la recepción, este viernes en el Museo Pablo Serrano de Zaragoza, del Premio de las Letras Aragonesas de manos de la presidenta de la Comunidad autónoma, Luisa Fernanda Rudi, acto al que también ha asistido la consejera de Educación, Universidad, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón, Dolores Serrat, además de otros responsables políticos, familiares del premiado, amigos y miembros de la cultura aragonesa.

Martínez de Pisón ha explicado que aprendió de su amigo José María Conget, también escritor, que "no hace falta que las historias transcurran en ciudades importantes", algo que "me influyó para que algunas de mis historias estén ambientadas en Zaragoza".

El autor ha recordado que nació y se formó en Zaragoza, aunque desde hace 30 años vive en Barcelona. "Las dos ciudades son importantes para mí" y si el escritor "nutre su literatura de sus experiencias, los lugares que conocen mis personajes son los que conozco yo".

Martínez de Pisón también ha recordado a otro amigo y escritor, Félix Romeo, fallecido el año pasado, a quien "hemos querido mucho los escritores de aquí y que también nos ha influido mucho a muchos escritores aragoneses".

Respecto a la recepción del premio, ha asegurado estar "muy feliz" y ha reconocido que "en muy pocos meses me han llovido premios, pero el primero fue este, que anunciaba una primavera feliz, sobre todo para mi último libro", titulado 'El día de mañana'.

"Profeta en mi tierra"

"Me gusta pensar que soy profeta en mi tierra" y que en ella "se me valora y eso me hace feliz". En su opinión, con 51 años "ya te empiezan a considerar como un escritor en edad de ser premiado" y ha comentado que nunca se presenta a premios así que "los que puedo recibir son a libros publicados y eso me hace especialmente feliz".

Por otra parte, ha comentado que ahora trabaja en una novela "muy larga", que transcurre prácticamente en Zaragoza, aunque empieza en Melilla, en los años 50, "cuando todavía existía el protectorado y que, como casi todas mis novelas, es la historia de una familia a lo largo de varios años".

Respecto al futuro, ha estimado que con la crisis y los libros electrónicos la situación puede cambiar a peor "especialmente para escritores más jóvenes" y ha estimado que la crisis tardará en aparecer como contenido en la literatura porque "los novelistas necesitamos unos años" para reflejar los cambios sociales.

Madurez creativa

La presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha destacado la madurez creativa del premiado y su dilatada trayectoria. "El Premio de las Letras Aragonesas reconoce su singladura como un referente par a la sociedad y la cultura aragonesa", ha dicho.

Rudi se ha referido a la literatura como una disciplina en constante evolución. "El Gobierno de Aragón entrega el Premio de las Letras Aragonesas porque quiere trasladar a la sociedad el mensaje de que la literatura cuenta, de que es importante, de que lo que premiamos es digno de celebración, de que vale la pena y de que es un ejemplo".

Ha agregado que estos premios "son ingresos que hacemos año a año en el fondo común patrimonial que pertenece a todos los aragoneses, acrecentando de esta forma nuestro haber; por eso es importante que los premios literarios conciten un consenso generalizado porque estamos haciendo esos depósitos estéticos y morales en nombre de todos los aragoneses".

Trayectoria

El jurado ha destacado de Ignacio Martínez de Pisón su fidelidad a su estilo narrativo, que lo ha convertido "hace ya años en uno de los más importantes escritores españoles", al tiempo que "introduce en cada uno de sus libros una peculiaridad diferente: el ensayo histórico, la crónica sociocultural, el recuerdo de la infancia, la creación de diferentes atmósferas familiares, lo que le hace siempre distinto e irrepetible".

El jurado también ha señalado que este escritor aragonés es "uno de los más reconocidos y traducidos", hijo predilecto de Zaragoza, "que pasea con orgullo por el mundo su cuna y origen".

Martínez de Pisón ha recibido recientemente el Premio Nacional de la Crítica 2011 por su obra 'El día de mañana'. Es licenciado en Filología Hispánica por la Universidad de Zaragoza y en Filología italiana en Barcelona, ciudad donde reside desde 1982.

Su obra ha sido traducida a una docena de idiomas y ha sido merecedor de numerosas premios, como el Premio Casino de Mieres en 1984, por 'La ternura del dragón', el Premio Torrente Ballester 1991 por 'Nuevo plano de la ciudad secreta', Premio NH 1999 al mejor libro español de relatos por 'Foto familia' y el Premio Pedro Saputo 2000 al mejor libro aragonés del año por 'María bonita'.

Etiquetas