Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

CONSUMO CULTURAL

Aragón pierde un 36% de espectadores de cine y un 60% de libros editados en la última década

Las nuevas tecnologías, la piratería y la crisis económica afectan seriamente a las vías ?oficiales? de acceso a la cultura en la comunidad.

Feria del Libro de Fráncfort
Aragón pierde un 36% de espectadores de cine y un 60% de libros editados en la última década
EFE

El consumo cultural ha caído notablemente en la última década en Aragón, al menos, el que se realiza a través de los cauces ‘oficiales’. Pese a que desde el Ministerio de Cultura aseguran que la crisis económica no ha repercutido en los hábitos de consumo de cultura de los españoles, lo cierto es que las cifras muestran un claro descenso en la comunidad aragonesa.

El uso de las nuevas tecnologías, la piratería y la citada crisis son los principales factores que explican retrocesos de un 36% en el número de espectadores de cine –uno de los principales entretenimientos en el país, según la ‘Encuesta de hábitos y prácticas culturales’- respecto a 2010, y eso que en la actualidad existen en Aragón 24 salas más que en aquel año.

La industria cinematográfica, que poco a poco se va adaptando a las nuevas formas de consumo de los espectadores (descargas, online, televisión por cable…), exhibió el año pasado un total de 385 largometrajes en los cines aragoneses, frente a las 590 de 2010.

Y en cuanto al origen de las producciones, los esfuerzos por potenciar el talento español han dado ciertos frutos, aunque seguramente escasos respecto a las expectativas creadas. Si al comienzo de la década pasada, del total de películas exhibidas, solo un 12,3% eran de factura española, el año pasado se alcanzó un 16,6%.

Mismos títulos, menos ejemplares

Por su parte, el sector editorial es otro de los que ha variado su desarrollo acorde con los nuevos tiempos. Mientras que actualmente el número de títulos publicados es muy similar al de hace diez años -1.628 frente a 1.623-, los ejemplares editados han caído un 60% en la comunidad aragonesa (el descenso a nivel nacional se queda en un 43% menos).

En este caso, la crisis económica parece haber afectado al terreno de la novela narrativa, aunque no así a otros géneros como el ensayo. Sin embargo, el responsable de la Librería Central de Zaragoza, Joaquín Casanova, apunta a una causa más evidente. “Hoy en día muchos editores imprimen ‘bajo demanda’, por lo que se editan muchos menos ejemplares”, señala el librero.

Aunque él asegura que no utiliza este sistema porque “la calidad todavía no es la más adecuada”, lo cierto es que evita tener grandes cantidades de libros almacenados a la espera de darles salida.

En cuanto al uso de las nuevas tecnologías, según los datos del Ministerio de Cultura, ya existe un 6,5% de personas que leen libros en soporte digital, aunque se tratan de datos previos a la llegada de compañías como Amazon o la librería de Apple a España.

Actividades culturales más frecuentes

En cuanto al consumo cultural a nivel nacional, las actividades culturales más son escuchar música, leer e ir al cine, con tasas del 84,4%, el 58,7% y el 49,1% respectivamente.

Estas actividades son seguidas en intensidad por la visita a monumentos, que realiza cada año un 39,5% de la población, la asistencia a museos o exposiciones, 30,6% y 25,7% respectivamente y a conciertos de música actual, el 25,9%.

En posiciones intermedias se encuentra la asistencia anual a bibliotecas, el 20,5%, al teatro, 19,0%, a yacimientos arqueológicos, 13,9%, a galerías de arte, 13,6%, y a conciertos de música clásica, con tasas anuales de asistencia del 7,7% de la población.

Etiquetas