Ocio y Cultura
Suscríbete

CINE

Aronofsky, Coppola y De la Iglesia, en la doma de los Leones de la Mostra

Un total de 23 películas competirán en la 67 edición del Festival de Cine de Venecia, que abre hoy con la proyección de ¿Black swan¿.

El director Quentin Tarantino preside el jurado de la Mostra.
Aronofsky, Coppola y De la Iglesia, en la doma de los Leones de la Mostra
C. O./EFE

El circo de la Mostra, donde los cineastas muerden a los Leones, comienza hoy con el latigazo de ‘Black swan’, de Darren Aronofsky, y seguirá hasta el día 11 de septiembre con domadores como Sophia Coppola, François Ozon, Tom Twyker, Vincent Gallo o el español Álex de la Iglesia.

Veintitrés películas conforman el abigarrado concurso de la 67 edición del Festival Internacional de Cine de Venecia, que se desarrollará entre góndolas y canales en la isla del Lido y que repartirá sus premios en función de los gustos de un jurado presidido por Quentin Tarantino.

‘Balada triste de trompeta’, de Álex de la Iglesia, buscará un premio maldito para la cinematografía española, el León de Oro, con su combinación de circo y crónica política, en una edición en la que el castellano también se oirá en la nueva película de Palbo Larraín, ‘Post mortem’.

El ganador de hace dos años, Darren Aronofsky, dará el pistoletazo de salida con su inmersión en el mundo del ballet ‘Black swan’, protagonizada por Natalie Portman.

Y no es casual, puesto que el concurso de este año se pliega a la presencia de grandes damas del cine mundial.

Catherine Deneuve vuelve a trabajar con François Ozon en ‘Potiche’, mientras que Vanessa Redgrave se somete al imprevisible prisma del artista plástico Julian Schnabel en ‘Miral’.

Por motivos menos cinematográficos, se espera ‘Essential killing’, dirigida por el polaco Jerzy Skolimowski, y protagonizada por Emmanuelle Seigner, mujer de Roman Polanski. Y por su parte, Michelle Williams revalida su condición de musa del cine ‘indie’ en ‘Meek’s cutoff’, del estadounidense Kelly Reichardt.

No delante, sino tras las cámaras, otra presencia femenina muy esperada es la de Sophia Coppola, que presentará ante su legión de admiradores y de detractores ‘Somewhere’, protagonizada por Stephen Dorff.

Curiosamente, de misógino fue acusado Vincent Gallo al proyectar en Cannes ‘The brown bunny’, que fue considerada “la peor cinta jamás vista en el festival”. Ahora trae ‘Promises written in water’, y también figura en el reparto de la cinta de Skolimowski.

Otros títulos destacables son ‘Drei’, con la que Tom Twyker intentará recuperar el prestigio que le dio ‘Corre, Lola, corre’; el regreso de Monte Hellman con ‘Road to nowhere’, y la cinta del maestro del terror japonés Takashi Miike ‘Jusan-nin no shikaku’.

Las adaptaciones de dos libros de éxito desviarán la atención hacia las letras: ‘Norwegian wood’, adaptación de la novela ‘Tokio blues’, de Haruki Murakami, realizada por el director de ‘El olor de la papaya verde’, Anh Hung Tran; y ‘La soledad de los números primos’, novela de Paolo Giordano trasladada a la gran pantalla por Saverio Costanzo con Isabella Rossellini, también concursan.

Etiquetas