Despliega el menú
Ocio y Cultura

INTERCAMBIO CULTURAL

Toulouse visitará Zaragoza en una semana en la que desplegará toda su seducción artística

La 'ciudad rosa' será protagonista del 5 al 11 de julio y traerá una exposición sobre el exilio español republicano.

Dilmen actuará el 6 de julio en el Centro de Historia
Toulouse visitará Zaragoza en una semana en la que desplegará toda su seducción artística
HERALDO

Si en septiembre de 2009 Zaragoza llevó a Toulouse su eclecticismo cultural y social, ahora le toca devolver el viaje a la 'ciudad rosa', apodada así por el color dominante en los edificios antiguos, hechos con ladrillos caravista. Será entre el 5 y el 11 de julio cuando llegue con el empeño de mostrar su escena artística más actual, que compatibiliza con su imagen de tecnópolis especializada en aeronáutica e industria espacial. Su tarjeta de visita, de lo más multidisciplinar, recoge una docena de propuestas que incluyen la exposición 'Toulouse, capital del exilio republicano', que se podrá visitar desde el 5 de julio en el centro Joaquín Roncal.

Un hermanamiento de arte urbano dará el pistoletazo, de spray, por supuesto, con la iniciativa 'Reinventar Zaragoza'. Desde el 6 de julio y durante cuatro días, diez grafiteros franceses, en colaboración con artistas locales, explorarán diversas estéticas por toda la ciudad.

En lo musical, una de las citas fuertes será el concierto electrónico de Dilemn, cuyo verdadero nombre es Gauvain Fargeot, el 6 de julio, en el Centro de Historia. Su trabajo a los platos tiene una base electro importante, pero también bebe un poco de una coctelera de estilos que van desde el rock y el hip-hop hasta el funk y el breakbeat. Además, el rock de Cats on Trees llegará al anfiteatro de Ranillas el jueves 8 de julio. Un dúo formado por las voces de Nina Goern, que también toca el piano, y Yohan Hennequin, que se pone tras la batería. Los más jóvenes también tendrán su sitio y el miércoles 7 de julio la plaza de San Bruno acogerá el programa de rock y hip-hop amateur con seis grupos de las dos ciudades.

A lo largo de la semana habrá espectáculos y animaciones culturales en las plazas de San Bruno, de San Felipe, de la Seo y del Pilar. Los montajes, batucadas y malabarismos propiciarán encuentros fortuitos con el público en cualquier calle del Casco Histórico. Teatro en acción pondrá en marcha talleres para jóvenes basados en la improvisación a partir de textos de Jean-Michel Ribes, interpretados en francés y en español.

La danza contemporánea y occitana invadirá las calles el día 9 de julio con un desfile. Tres compañías presentarán sus espectáculos en las plazas de la Seo (Guillaume Lopez), San Felipe (Samuel Mathieu) y San Pedro Nolasco (La Baraque), para emprender después un recorrido hasta reunirse en un gran baile frente a la Real Maestranza de Caballería.

Su testigo en los espacios públicos lo recogerá el viernes 9 de julio el mundo del circo. Habrá que hacerse con los detalles de los dos itinerarios que realizarán para no perderse los malabarismos, acrobacias, platos chinos y demás números de G. Bistaki, Samba Résille y Timbalao y Troco Bloco.

Una 'village' en la plaza de Aragón

La plaza de Aragón se transformará entre el jueves 8 y el domingo 11 de julio en una 'village', creada para esta ocasión, en la que se podrá descubrir y apreciar la capital de Midy-Pyrénées con sus atracciones turísticas, sus proyectos y sus productos regionales típicos. Además, en este recinto también habrá una representación de las comunidades españolas y aragonesas en Toulouse.

La capital occitana también invita a un pic-nic con sus chefs en la plaza de San Felipe, el 8 de julio. Por un precio módico, de alrededor de 9 euros, se podrán degustar las principales especialidades, preparadas por los cocineros de tres restaurantes de Toulouse: Mo Bachir, Gérald Potron y Laurent Guillard, y Daniel González y David Biasibetti.

Homenaje a los exiliados

La muestra 'Toulouse, capital del exilio republicano', que se podrá contemplar en el centro Joaquín Roncal, pasó por el Círculo de Bellas Artes de Madrid a principios de este año. Organizada por el Ayuntamiento, se presenta como un homenaje que la ciudad rinde a los españoles que, desde 1939, se instalaron en ella y su aportación a la ciudad, sobre todo en el ámbito político y cultural.

Con documentos originales (fotografías, carteles, periódicos, pinturas...) o reproducidos, se evoca la historia de estas personas. El primer bloque temático, 'Del éxodo al exilio', refleja cómo, desde 1936, Toulouse fue solidaria con la República española. El segundo apartado, 'La vida política', desvela la militancia de los españoles establecidos allí entre 1944 y 1945 y la creación de publicaciones militantes.

'La vida cultural' protagoniza el tercer capítulo. Destaca la organización de tres exhibiciones (1947, 1952 y 1958) que demostraron el número y la calidad de los artistas exiliados que se asentaron en Toulouse y alrededores. 'Galería de retratos' cierra el montaje, proponiendo las 10 personalidades que han marcado la vida política de este exilio español, desde Dolores Ibarruri a Indalecio Prieto. Una evocación, sesenta años después, que también mira hacia la vida más cotidiana de estos hombres y mujeres.

Etiquetas