Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

MÚSICA

Alejandro Monserrat & Al-Baïda: la magia del flamenco se empadrona en Marruecos

El aragonés y su grupo triunfan estos días en Casablanca con 20 nuevos temas compuestos para la ocasión.

El guitarrista zaragozano Alejandro Monserrat, uno de los adalides locales del flamenco, sigue en estado de actividad incesante en este 2010. Después de la apertura de su escuela flamenca en Zaragoza, junto a Nacho Estévez 'el Niño', se ha embarcado en una aventura de maridaje musical que apunta infinitas posibilidades, junto a un selecto grupo de artistas marroquíes. El asunto se llama 'Miradas Cruzadas / Regards Croissés' y el grupo resultante, Alejandro Monserrat & Al-Baïda. El proyecto se enmarca en la cooperación desarrollada por el Festival Internacional de las Culturas Pirineos Sur y el Festival Casawi. El sábado, dentro de la programación de L'Boulevard de Casablanca, el grupo se presentó en plena calle ante miles de personas: hora y media de desparrame que ayer tuvo continuación en el instituto Cervantes de la localidad norteafricana, con un recital igualmente exitoso.

El grupo cuenta con el flamenco como matriz, y engalana este armazón con toques de las tradiciones gnawa y bereber, así como de reggae y rap. Alejandro Monserrat (guitarra), Nacho Estévez 'el Niño' (guitarra, oud, dobro), Noelia García (violín), Carlota Benedí (percusión ligera, baile), Josué Barrés (percusión) e Israel Dual (cantaor) se unen a los locales Barry (guembri, voz), Mohamed Yassine (ney oriental), Ali Aït Tahiri (bajo eléctrico) e Ibrahim Terkemani (batería) en una fiesta que se cimentó en una residencia temporal de los aragoneses en Casablanca, aprovechada para poner en común ideas y notas. El tema 'Derba guitar' abrió la fiesta el sábado, coronada por 'Tu luna y mi sol', en una noche transmitida por la popular emisora local Radio 2M, y grabada por la televisión pública magrebí.

Alejandro Monserrat ha compuesto para este proyecto 20 nuevos temas, inspirados en las músicas de las calles de Marruecos, sus gentes, los mercadillos, los sonidos cotidianos: además, se incluyen en los conciertos composiciones de sus nuevos compañeros de viaje. El zaragozano está grabando todos los conciertos para extraer un disco en directo que recoja el 'feeling' de este grupo en el escenario. La mezcla no tiene nada de Babel. El lenguaje común, compuesto de música y sentimientos, no puede ser más armonioso. El 26 de mayo, en el Festival MAEM de Alcañiz, se podrá comprobar la magia de un invento que también figura en el programa oficial de Pirineos Sur.

Etiquetas