Despliega el menú
Ocio y Cultura

ENTREVSITA DEL DOMINGO

"Me quedan por crear mis mejores canciones"

Santiago Auserón.
"Me quedan por crear mis mejores canciones"
carlos garijo

Tanto tiempo tras su huella sonora... ¿Por qué territorios caminan ahora sus pasos?

Por Mallorca. Es mi refugio. Aquí escribo, me oriento, me preparo.

 

Se ha ido Michael Jackson. Hace unas semanas nos dejó Antonio Vega.

Cuando nos vamos haciendo grandes, se convierte en habitual que vaya desprendiéndose de nosotros gente que, de una u otra forma, ha marcado nuestras vidas. Duele siempre. Te afecta más cuando es gente cercana.

Estamos hablando de creadores eternos

Las cosas son así, la vida es así. A veces, prefieres vivir el dolor desde la distancia. Por supuesto, afecta. A Jackson lo conocía desde crío. Antonio Vega fue un persona mucho más próxima. En suma, todo esto viene a decirnos que todo acaba, que todo huye.

 

Usted, no. Sigue ahí. Y apenas queda nadie de su generación.

Es cierto que dentro del pop-rock español se han gastado algunos talentos que podían haber fortalecido, perdurado mucho más en el tiempo.

 

Quizás su éxito, la vigencia de su mensaje, resida en su capacidad de adaptación al medio.

Eso es la evolución. Hay una trayectoria detrás que nos define. Me ha tocado tener éxito en algunos proyectos, pero también me ha tocado bregar.

 

El viaje ha sido fascinante: el trayecto que separa el pop del son.

Debo reconocer que no lo tenía previsto. Provengo de las letras. Mi vocación era la de estudiante de Filosofía. Me vi envuelto en un proceso de trabajo con Radio Futura.

 

De forma paulatina fueron madurando las frutas más deliciosas del pop hispano.

Yo estaba y estoy con mi tesis doctoral. Más o menos, hago 15 páginas al año. Yo creo que la acabaré en unos años. Poco a poco, me aproximé al oficio relacionando palabras con canciones.

 

Antes del cantante de vanguardia, hubo un niño por las calles de Zaragoza.

Mi padre era topógrafo de Obras Públicas en la base aérea. Estuve en Zaragoza hasta los ocho años. Luego, regresé de los 10 hasta los 13. Estudié en Escolapios y en Maristas. Vuelvo de vez en cuando para ver a mis dos hermanos. También vengo y me siento al sol en el cementerio junto a mi padre, mi madre y mi hermano pequeño.

 

¿Qué olores, qué sabores, qué imágenes evoca de esa infancia?

Vivía en la calle de las Armas. Recuerdo el Mercado Central, la parroquia del Gancho. No era el lumpen, sino un barrio de inmigración rural.

 

¿Por qué no ha trasladado estos materiales a sus canciones?

En varios temas de mi discografía hay rastros de estos territorios, luces, temperaturas, vocabulario, historias de estas calles; sobre todo, la memoria del mundo rural.

 

¿Qué le queda por hacer al camaleón del pop hispano?

Necesito poner en limpio muchos cuadernos en lo poético y en lo reflexivo. Creo que voy en buena dirección. Me quedan por crear mis mejores canciones. En España, el colectivo tiende a la banalidad. No me rindo en mi lucha.

 

¿Qué Auserón vamos a ver en Zaragoza?

El día 18 regreso a un terreno que conozco. Quiero pisar esas tablas del Principal. Ofreceremos 20 canciones. Estreno 10 temas. Habrá otras 10 de Juan Perro. Depende de cómo vaya, incluso nos remontaremos a tiempos anteriores.

Etiquetas