Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

RODAJE

Se rueda 'Hijos del cierzo', largometraje documental de la música aragonesa

Jorge Nebra dirige este filme que abarca treinta años (desde finales de los 70 a hoy) de vivencias y veladas memorables.

Bunbury, Boch, Santi Rex y Antonio Estación, pegando carteles de un concierto de Niños del Brasil (1988).
Se rueda 'Hijos del cierzo', largometraje documental de la música aragonesa
HA

Una de las reacciones casi impepinables al visionado de ‘Hijos del Cierzo/Al Este del Moncayo’, el largometraje documental de Jorge Nebra sobre una época clave en la música popular aragonesa, es la nostalgia. ‘Desde los ochenta y pico hasta los noventa y tantos... hasta hoy’ fue uno de los subtítulos de producción que manejó este proyecto, guardado durante cinco años en el cajón de las utopías por el cineasta aragonés. El avance, en forma de tráiler, se verá esta noche en la ceremonia de los X Premios de la Música Aragonesa.

Desde su bar Mañana, y antes desde el mítico Central de la calle Bolonia, que albergaba una aventura multimedia llamada Producciones Sin/Con Pasiones, Julián Martín ha acumulado mil y una historias sobre la génesis de la modernidad musical zaragozana, y su posterior diversificación estilística. Como realizador audiovisual, entorno en el que se inició junto al también aragonés y el múltiple candidato al Grammy, Luis Párraga, Julián meditaba desde hace tiempo dar una salida a todo su archivo de imágenes. Jorge Nebra tenía la misma inquietud. La idea era ceñirse a un intervalo determinado, de mediados de los 80 a principios de los 90, pero luego el concepto se amplió. Ahora, como apunta Nebra, es "una vista al pasado, un análisis del presente y, espero, una referencia de futuro, de la proyección nacional e internacional de la música aragonesa".

La película no olvida un vistazo a la transición desde los 70 a los 80, pero centra su carga argumental un poco después, ya centrados en la década prodigiosa para unos y ominosa para otros. Aunque la música es el norte del invento, los timoneles de este viaje por el tiempo recalcan que hay un enfoque sociológico.

Son muchos los que tienen voz en ‘Hijos del cierzo’, como revelan sus gestores. "Hemos hablado ya con Gabriel Sopeña, Niños del Brasil, Los Peces, Pedro Vizcaíno de Grabaciones en el Mar, José Manuel Huerta, Amaral, Las Novias, Cachi, Luis Linacero, Antonio Tenas de Vocoder, los Puturrú, Boch de la Estación, Ernesto Telephunken, El Niño Gusano, Volador, Tako, Matías Uribe, Especialistas, Mestizos… por ahí vienen Labordeta, Bunbury, Carmen París, Violadores, Potas… y muchos más. No olvidamos a Acolla, por ejemplo, orgullo de Teruel. Barajamos una duración de 2 horas y 15 minutos".

Además de todos los citados, el largometraje quiere incluir una entrevista con Héroes del Silencio en el estadio de la Romareda. "El regreso del grupo en 2007 fue importantísimo para su público de siempre y para las nuevas generaciones, que jamás los habían visto en un escenario. Es el grupo más grande que ha dado esta tierra". El rodaje ha sido hasta ahora una anécdota continua. Varios entrevistados no ocultaron su emoción al descubrir material suyo que llevaban tiempo sin ver... o que no habían visto nunca.

La entrevista con Amaral, antes de un concierto reciente en Valencia, tuvo tintes muy especiales. Nebra estudió Bellas Artes con Eva: de hecho, la vio tocar la batería por primera vez. Ahora disfruta "viendo una chispa de ilusión en sus ojos al hablar de sus inicios, de todo lo que pasó en Zaragoza por aquellos primeros 90 que la vieron iniciarse en la música". Una conexión con los artistas que ha deparado momentos especiales, de auténtica emotividad. "Hay gente -concluye Jorge Nebra- que se ha echado a llorar recordando a los que ya no están y siguen muy presentes: Mauricio, Algora, Germán Larone, Miguel de Interferencias… debían tener su espacio, porque han dejado mucho".

Etiquetas