Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

MÚSICA

Las 50 vidas de Madonna

Madonna ha demostrado tener más de siete vidas. Concretamente 50, los años que cumple este sábado. Como los gatos, la chica material siempre cae de pie. Y, además, se dejará caer por España el próximo mes (16 en Sevilla y 18 en Valencia).

A 15 años de su improbable jubilación, ha bailado en clubes y llenado estadios. Ha sido católica, de la Cábala y quemado cruces. Se ha dado besos con unos y con otras, aunque, en la intimidad, prefiere a los actores o directores de cine. Pero en los 50 años de vida que Madonna cumple hoy, escándalos aparte, la única constante ha sido la música, que le ha llevado a ser la artista más vendedora. Sus canciones han sido el hilo musical, por uno u otro motivo, de las últimas tres décadas. Repasamos 50 de ellas, una por cada vela que soplará hoy en su más que feliz cumpleaños.

 

50. 4 minutes

Su (pen)última reinvención viene en forma de hip hop y con Justin Timberlake. Se le valora el esfuerzo por adaptarse, aunque, tratando de innovar, haya caído en lo mismo que los demás.

49. Borderline

Una de las joyas de su primer álbum. Candor y letra naif, al estilo de un cuadro de Eva Armisén. Entrañable.

48. Crazy For You

Como ella, esta canción de amor boba ha vivido varias vidas, la más exitosa con el “Inmaculate Collection”.

47. What It Feels Like For a Girl

En dos versiones, este alegato feminista suena mejor remezclado. La versión en español, una pequeña bazofia.

 

46. Take a Bow

La canción del torero, aunque parece un Christmas, ha ganado con los años.

45. Live To Tell

Primer single de “True blue”, su disco más vendido, en uno de sus primigenios esfuerzos por sonar trascendente.

44. Love Profusion

Alegría y alboroto para una Madonna madura que saca royalties al venderla para publicidad.

43. Who's That Girl

A su talento como actriz le redime su capacidad para encontrar la banda sonora. La película era un bodrio. La canción, divertida y petarda.

42. This Used To Be My Playground

La incluyó en el disco de Barcelona 92 y, en vez de hablar de deportes, se pone nostálgica y rememora sus años mozos.

41. American Life

Su mayor fiasco llega con este tema, horrible como single, pero resultón en su conjunto. Su mensaje antiBush y su rap autoparódico lo afean.

40. Lucky Star

Quizá su primer hit instantáneo, allá por 1983.

39. Fever

La enésima versión del clásico de Peggy Lee se beneficia de una producción muy disco y de un estupendo vídeo ad hoc.

38 Cherish

El ñoñipop nunca ha dado tan buenos resultados. Madonna va de sirena y canta “me haces sentir bien”.

37. Die Another Day

Enrolada en el universo James Bond, la Ciccone se marca una canción electrónica de calidad con un impactante vídeo en el que practica esgrima contra ella misma.

36. Deeper and Depper

Su vídeo resume la filosofía de la canción: “Me como un platano y me voy a la disco”. De lo más comercial del denostado “Erotica”.

35. Open Your Heart

Con un vídeo un tanto pedófilo, y en la época del corpiño negro, pide que abras tu corazón a ella. Y tu bolsillo, claro.

34. Hanky Panky

Uno de los mejores momentos de su gira “Blonde Ambition”, que propone un viaje a los años 30.

33. Paradise (Not For Me)

Su trabajo con Mirwais alcanzó sus más altas cuotas de calidad en este tema, que no fue single, pero fue interpretado en directo. Sonido futurista y letras apenas susurradas y pasadas por el ordenador.

32. Bedtime story

Su vocación por ser moderna le hizo agenciarse esta canción de Björk, cuando la islandesa era más cool que Roisin Murphy.

31. Jump

Su homenaje a los iniciales Pet Shop Boys fue un más que decente cuarto single de sus confesiones en la pista de baile.

30. You Must Love Me

Todos los esfuerzos que hizo por interpretar a “Evita” en la gran pantalla dieron su fruto con esta canción, escrita para lograr el Óscar, que finalmente ganó para disgusto de Meryl Streep y todas las que querían el papel y la pusieron a caldo.

29. Rain

A veces, acierta cuando menos trascendente se pone. Su oda a la lluvia, con ayuda de Sakamoto, le dio más de una alegría.

28. Drowned World

De sus canciones “serias”, quizá la que mejor resume sus sentimientos respecto a la fama:_“Me encontré a mí misma en cuartos abarrotados”.

27. Material Girl

Al contrario que la anterior, mira la fama desde un punto de vista superficial y divertido. Claro, que aún no había cumplido los 30. Se ha quedado como una marca de ella misma.

26. Don’t Tell Me

La música country más asequible, gracias a la producción de Mirwais.

25. Dear Jessie

Un cuentecillo inofensivo se ha convertido con los años en favorita de los fans.

24. Sorry

El segundo single de “Confessions” pegó igual de fuerte que el primero. Quizá por pedir perdón en diez idiomas distintos...

23. Human Nature

Brillante embiste de la Ciccone. ¿Que todos me critican? Pues yo les contesto que no me arrepiento de nada y que no soy “la puta de nadie”. Saca sus armas y le sale bien.

22. True Blue

Podría haber sido una canción de “Grease” o de un musical por su exceso de almíbar. Pero merece más que el olvido, al que la propia artista la ha abocado. ¿Será por las pobladas cejas que luce en el vídeo?

21. Holiday

Su primer éxito es una suerte de música dance de los 80 en el que no se sabe cuál es el estribillo y cuál la estrofa. Bailable e identificable desde el primer “Holiday, celebrate”.

 

20. Music

Igual gusta a los discotequeros que a los críticos menos complacientes con lo comercial. Si se lanzara hoy, seguiría sonando actual.

19. Ray Of Light

Es bailable, guitarrera, acelerada y distinta. Y da nombre a su mejor disco.

18. Papa Don’t Preach

Aunque pregonaba el libertinaje, se sacó de la manga una canción de embarazos adolescentes que terminan con niño en la cuna. Y, encima, pegajosa.

17. Get Together

Casi con 48 años, Madonna lanzó este trallazo para la discoteca, otra de las joyas de su último disco bueno, “Confessions on a dance floor”.

16. Express Yourself

Llamando de nuevo a la unión de las mujeres, Madonna cuadruplicó su éxito con esta historia que, en pantalla, la convertía en jefa de un montón de hombres en un mundo industrial. Los estadios se venían abajo cuando iniciaba sus giras así.

15. Nothing Really Matters

Cuando “Ray of Light” ya parecía agotado, tras cuatro singles, el disco volvió a los primeros puestos con esta canción. Efectiva y muy bien apoyada en un vídeo que la presenta como una geisha.

14. Justify My Love

Este tema hablado, en el que la diva daba rienda suelta a su lado más sexual, sobre una letra que le había hecho Lenny Kravitz, fue un incomprensible número 1 en EE. UU. Su censurado vídeo es una obra de arte.

13. I Want You

Una de las canciones más escondidas de su discografía es este homenaje a Marvin Gaye en el que une su voz a la música de unos Massive Attack en estado de gracia.

12. The Power Of Goodbye

Hipnótica balada trip hop que salió de la varita de William Orbit.

11. Beautiful Stranger

Quizá la última colaboración de calidad de Orbit con Madonna fue esta psicodélica y setentera canción para la banda sonora de “Austin Powers”.

10. Like a Virgin & Hollywood

Como “American life” no tiraba, ideó un gran directo para la MTV que la situara de nuevo en el ojo del huracán. Como en el siglo XXI ya nada escandaliza, busca cómo llamar la atención. Y para eso, mezcla su primer gran éxito en la cadena musical, “Like a virgin”, con “Hollywood”. El remix le queda de lo más elegante, aunque nadie se acuerde de la canción: siempre será la actuación en la que Madonna se morrea con sus súbditas musicales: Christina Aguilera y Britney Spears.

9. La isla bonita

Si tuviera que elegir una canción de sus primeros discos, seguro que escogía esta. Recurre a ella insistentemente, ya sea en versión latina como con la ayuda de Gogol Bordello. Uno de los sones que más se han quedado en la mente colectiva, más allá de la provocación que buscó en el momento al decir que estaba enamorada de San Pedro.

8. Nothing Fails

En los últimos tiempos, se echa de menos su lado tierno. Esta especie de gospel podría haber sido un gran éxito si se hubiera lanzado antes y no hubiera estado un tanto sobreproducido.

7. Hung Up

Solo necesitó unas mallas rosas, un sample de Abba y un ritmo machacón. Es su exitazo del siglo XXI, la canción que le ayudó a entrar en las casas de los más jóvenes y a recuperar la confianza de muchos mayores.

6. Erotica

Su época de desnudos y comentarios sicalípticos siempre ha pasado como una mancha en su expediente. Si alguien se hubiera parado a escuchar la canción, hubiera descubierto que Madonna anticipaba el futuro. El sonido Bristol siempre será deudor de temas como este, más explícito que insinuante.

5. Secret

Cuando inició su carrera y su rostro no estaba en todos los papeles, la gente pensaba que era negra. Porque, a principios de los 80, todo lo que sonaba disco era patrimonio exclusivo de los afroamericanos. Sin embargo, Madonna nunca fue tan negra como en el primer single del incomprendido “Bedtime stories”.

4. Impressive Instant

Si no hubiera sido por la cabezonería de Warner, esta canción habría sido single de “Music”. Rescatada para los conciertos por su potencial, es de sus mejores canciones de su fase electrónica. Su particular “Space oddity”.

3. Like a Prayer

Su confirmación como reina del pop llegó con este tema de tintes religiosos. El vídeo, con cruces quemándose y besando a un santo negro, es igual de mítico que el “Thriller” de Michael Jackson. Tiene más de 20 años y sigue como el primer día. Un single potente, radiante. Como una oración.

 

2. Vogue

Parece mentira que fuera a ser una simple cara b en uno de los últimos lanzamientos de “Like a prayer”. Menos mal que a alguien se le ocurrió darle una segunda oportunidad. Los nombres famosos, el bailecito robótico y con poses, la estética, el blanco y negro… Un clásico desde la primera vez que sonó en la radio.

1. Frozen

Es una de las canciones menos “Madonna” de su discografía. Y, a la vez, un símbolo de lo que es capaz. No es habitual que lanzara un disco con un tema lento, y menos dentro de un trabajo electrónico que suponía una nueva vuelta de tuerca dentro de su ya dilatada carrera. Una canción repleta de atmósferas, sonidos y sensuales bisbiseos. Una canción misteriosa, perfectamente producida, que, además, dice mucho de su capacidad de ave fénix, ya que le llevó a resurgir después de casi una década sin el éxito masivo. Le reencontró con la crítica y le llevó a ganar un Grammy por vez primera. Un vídeo espectacular, en el que lucía una larga melena morena, ambiente nocturno, perros que corren, desierto y oscuridad le venían como anillo al dedo a su mejor trabajo. Y ya hace diez años de aquello. ¿Qué será lo siguiente?

Etiquetas