Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

EL GOBIERNO BUSCA SOLUCIONES

Zapatero buscará apoyos políticos en sus reformas

El líder socialista deja claro que no piensa dimitir y pide al PP que esté "a la altura de las circunstancias".

El presidente del Gobierno, ayer tras el Consejo de Ministros.
Zapatero buscará apoyos políticos en sus reformas
BALLESTEROS/EFE

Quizá esté abocado a ser, como apuntan con terquedad las encuestas, el secretario general del PSOE que en peores condiciones deje a su partido ante las siguientes elecciones, pero José Luis Rodríguez Zapatero se ha persuadido este año de que la vida le ha colocado ante una responsabilidad histórica que ya no puede eludir y que los españoles reconocerán su sacrificio político con el paso del tiempo. Con la misma firmeza con la que el 30 de diciembre de 2009 defendió las inyecciones de dinero público, el presidente del Gobierno justificó los recortes drásticos del déficit e insistió en que es necesario avanzar en el camino de las reformas estructurales para evitar que, en el futuro, coyunturas económicas tan desfavorables como la actual golpeen a sus ciudadanos con la misma dureza.

"Espero que el PP esté a la altura de las circunstancias porque los cinco años que tenemos por delante son decisivos, pero el Gobierno va a llevar a cabo todas las reformas buscando su apoyo hasta el último día de la legislatura", remarcó. Con esta afirmación no solo tendió la mano al principal partido de la oposición. Quiso dejar también claro que no entra en sus planes ni dimitir, como con insistencia reclama Mariano Rajoy, ni mucho menos adelantar las elecciones. "Tendrán que valorar el sentido histórico que tienen en esta cita con su país", retó.

Su discurso, tras un ejercicio en el que ha optado por congelar las pensiones, bajar el sueldo a los funcionarios, recortar las pensiones o acabar con la ayuda de 420 euros para los parados que hayan agotado la prestación, queda lejos del de su balance de 2009, cuando cerró la puerta a grandes pactos de Estado como los de la Transición.

Sin embargo, ahora, cuando no hay apenas país europeo que se vea a salvo de lo que Zapatero llamó "las tensiones financieras", ya tiene un argumento elaborado que contraponer a quienes le acusan de haber dilapidado las señas de identidad progresistas.

Debate en el Congreso sobre políticas sociales

"Cuando se observe con perspectiva, se verá que si algo ha caracterizado la crisis económica es el esfuerzo titánico que este Gobierno ha venido haciendo para mantener los grandes pilares del estado de bienestar, los clásicos y los que hemos ido incorporando a lo largo de 2008", presumió. Ahora está dispuesto a pasar a la ofensiva y anunció que ha solicitado su comparecencia para mantener en el Parlamento un debate de evaluación de las políticas sociales y las perspectivas de futuro. Los datos que pretende esgrimir los tiene muy masticados. Ayer ya adelantó algunos, como que su Gobierno es el que más ha mejorado el poder adquisitivo de quienes perciben el salario mínimo interprofesional -el 17% frente a los cinco puntos que perdieron, según aseguró, con Aznar- o los pensionistas -un 27%, "el mayor avance de todo el período democrático", aseveró-.

La jubilación a los 67 años llegará en 2027

Los españoles nacidos en pleno 'baby boom', y más concretamente los que vinieron al mundo en 1962, se jubilarán a los 67 años. Pero no serán los únicos en ver prolongada la vida laboral, un proceso que afectará, en mayor o menor medida, a todos los trabajadores venidos al mundo a partir de 1948. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, desveló que su propósito es ir elevando la edad legal del retiro durante un plazo algo más extenso de lo previsto, un periodo de 15 años que se prolongará desde 2013 hasta 2027. Con este anuncio precisó el compromiso adquirido. Un primer cálculo lleva a deducir que, por cada año transcurrido, se elevará la edad legal en un mes y medio.

La subida de la luz es "fuerte y excepcional"

El presidente calificó de "fuerte y excepcional" la subida de la luz y apuntó que se ha tenido que hacer para que la tarifa eléctrica sea más "razonable" en el futuro. Zapatero consideró inadecuado "no trasladar los costes reales al precio de un bien que se produce" y dijo que financiarlos vía presupuestos o seguir con la generación del déficit de tarifa son opciones "absolutamente" desaconsejables.

Aviso a ETA: "Los subterfugios están muy vistos"

Aquella afirmación de que los movimientos de la izquierda abertzale para asumir el uso exclusivo de las vías políticas y alejarse de ETA no serían "en balde" ha perseguido al presidente del Gobierno desde octubre. Ayer, Rodríguez Zapatero optó por la cautela extrema. Al más puro estilo Rubalcaba, avisó a la organización terrorista de que "ya no valen subterfugios ni palabras gastadas". "Está muy visto -subrayó-; ya solo valen decisiones firmes y contundentes".

La "tranquilidad" del estado de alarma

Rodríguez Zapatero aseguró que "no tiene intención" de prorrogar el estado de alarma más allá del 15 de enero, una vez iniciada la negociación entre AENA y los controladores. Asimismo, el presidente señaló que los ciudadanos han podido comprobar que "no ha habido alarma" sino "tranquilidad" en un servicio tan importante como es el del tráfico aéreo.

Deja claro que agotará la actual legislatura

Fueron vanos los intentos de los periodistas para que aclarase algo al respecto de su futuro, ya que subrayó que ni era el lugar ni el momento y se limitó a asegurar que, pese a las dificultades, nunca ha pensado en dimitir, y a dejar claro que tiene intención de agotar la legislatura. Y lo que resta de ella insistió en su intención de "jugársela" con las reformas previstas.

 

"Triste" por el cierre de la cadena CNN+

El presidente del Gobierno tampoco pasó por alto el cierre de la cadena de televisión CNN+. "Me siento triste. Nunca escuché una palabra malsonante o gruesa en esta cadena hacia nadie y esto en las sociedades actuales tiene un altísimo valor cívico", dijo.

Etiquetas