Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

TERRORISMO

Un secuestrado por Al Qaeda pide ser reconocido como víctima del terrorismo

Albert Vilalta recibió un disparo de sus captores en la pierna. Si recibe el dinero, lo donará.

Roque Pascual y Albert Vilalta (a la derecha), en Barcelona tras su liberación.
Un secuestrado por Al Qaeda pide ser reconocido como víctima del terrorismo
JOSEP LAGO/AFP PHOTO

Albert Vilalta, uno de los tres cooperantes catalanes que permaneció nueve meses secuestrado por Al Qaeda del Magreb Islámico en el desierto de Mauritania, ha reclamado al Gobierno que le reconozca como víctima del terrorismo y recibir así una indemnización. En cambio, sus compañeros de cautiverio, Alicia Gámez, que fue liberada a los 101 días, y Roque Pascual, rehén como Vilalta durante 276 días, descartan de momento sumarse a la petición, según informó ayer la Asociación Catalana de Víctimas de Organizaciones Terroristas (Acvot).

Este organismo se puso en contacto a finales de septiembre con los tres cooperantes para explicarles que, si lo veían conveniente, podían tramitar su solicitud en el Ministerio del Interior para ser reconocidos como víctimas del terrorismo por padecer un secuestro perpetrado por Al Qaeda.

Vilalta, Pascual y Gámez eran integrantes del convoy de la ONG Barcelona Acció Solidaria, que en noviembre de 2009 viajó a África a transportar material escolar, sanitario y agrícola recogido por otras 35 organizaciones catalanas. El 29 de noviembre por la noche iban en el vehículo que cerraba la caravana cuando un grupo de hombres armados les atacó. Al rato, el resto de la expedición se encontró el automóvil de sus compañeros vacío, con el motor en marcha y con las luces encendidas. Diez días después, la organización Al Qaeda del Magreb Islámico, una franquicia de la banda terrorista en el norte de África, reivindicó su rapto y el del ciudadano francés Pierre Camatte, apresado en Mali.

Recomendación de Interior

José Vargas, presidente de la Acvot, señaló que se ha solicitado la petición de Vilalta, que Gámez se lo está pensando y que Pascual lo ha desechado. Además, han cursado el trámite, según Vargas, siguiendo la recomendación del Ministerio del Interior. "La ley dice que si soy víctima tengo derecho a reclamar; que luego él quiera pedir el dinero es otra cosa", dijo. "Lo tramitamos la semana pasada y estamos a la espera", declaró Vargas. La resolución podría prolongarse un año, ya que la legislación actual dice que los ciudadanos españoles que sufren actos terroristas fuera de España solo son considerados víctimas de terrorismo si la causa de la acción es la nacionalidad española del objetivo.

Esto mismo explicó ayer el director general de Apoyo a las Víctimas del Terrorismo, José Manuel Rodríguez Uribes, que eludió hacer "juicios de valor" sobre si los tres cooperantes se pusieron de forma consciente en una situación de peligro. "No debemos hacer un juicio moral, sino jurídico", insistió Rodríguez Uribes, que aseguró que la resolución del caso dependerá de los informes que se reciban del Ministerio de Asuntos Exteriores y de la Audiencia Nacional que investiga el secuestro.

Según la Acvot, si Vilalta es reconocido como víctima del terrorismo y recibe una indemnización de hasta 48.000 euros "no hará uso personal" del dinero, sino que lo donará a una ONG. Además, el secuestrado podría pedir otra indemnización por secuelas físicas y psíquicas, pues recibió varios disparos en el momento del rapto, lo que le ha dejado una leve cojera.

Etiquetas