Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

PRISIÓN SIN FIANZA PARA LA PAREJA

Un niño de dos años está en coma tras ser agredido por su madre y el novio de esta

La pareja de Palma que supuestamente agredió de manera continuada al hijo de la madre, de dos años de edad, y que le condujo a un estado de coma, ha ingresado esta tarde en prisión, sin posibilidad de abonar una fianza, después de que ayer fueran detenidos.

El niño tuvo que ser ingresado ayer en el hospital de Son Dureta en estado de coma, hoy ya respira por sí solo y su evolución es favorable, han señalado desde el centro hospitalario.

Los detenidos, que han declarado frente al juez durante dos horas, son la madre biológica, Eva H.M., de 28 años, y su compañero sentimental, David V.M., de 31 años, que es toxicómano.

Ambos fueron arrestados el viernes por la tarde tras ser interrogados en el Punto de Atención Continuada (PAC) de Son Gotleu, a donde llevaron al pequeño para que le sanaran las heridas.

Los agentes del Servicio de Atención a la Familia de la Policía les arrestaron por cuanto al tratar de explicar las lesiones se contradijeron de "manera manifiesta" y, además, su versión de los hechos no casaba con las graves heridas del pequeño.

El pediatra que les atendió, tras examinarlas, concluyó que las mismas no eran habituales y el centro llamó a la Policía.

El chiquillo llegó inconsciente al PAC con un cuadro de hipotermia y en Son Dureta, el hospital de referencia de las Islas Baleares, se le diagnosticó traumatismo cráneo encefálico, múltiples hematomas en su cara, herida inciso contusa en el párpado y pie derechos, hematomas en codos y abrasiones superficiales en el abdomen y glúteos.

En sus dos años de vida son cerca de 20 partes médicos los que se le han abierto al menor, aunque se está investigando si se deben todos a malos tratos -quemaduras en la cara, hematomas, etcétera- o a enfermedades comunes. Lo que sí está confirmado es que en las últimas semanas fue atendido hasta tres veces en el PAC.

La versión dada por la madre es que las frecuentes lesiones se deben a que el niño, muy nervioso según ella, se caía con frecuencia al suelo o en la bañera, al tiempo que responsabilizó al padre biológico de las mismas.

Cuando éste recogía al pequeño para pasar el fin de semana con él lo llevaba al PAC cada vez que descubría alguna herida, según ha explicado esta mañana una portavoz policial.

Con la pareja también vivía un menor de 7 años, que por el momento no ha dicho nada acerca de las supuestas agresiones a su hermano.

Este muchacho está residiendo ahora con la familia del padre biológico, que sigue con preocupación la evolución del niño herido, han comentado fuentes del hospital.

El compañero sentimental de la mujer cuenta con tres antecedentes policiales por robo, e incluso ella llegó a denunciarle en una ocasión por malos tratos, aunque al final retiró la denuncia

Etiquetas