Nacional
Suscríbete por 1€

TOLEDO

Se investiga la muerte de un bebé

La Guardia Civil de Ciudad Real ha abierto una investigación para aclarar la muerte de un niño de un año que falleció en la noche del miércoles tras caer desde una ventana de su casa. El suceso ocurrió en Pozuelo de Calatrava (Ciudad Real). El pequeño se encontraba junto a sus padres, de nacionalidad rumana, en una vivienda situada en un primer piso de la calle del Caño de esta localidad.

 

Por causas que están siendo investigadas, el niño se precipitó al vacío y quedó inconsciente tendido en la calle. Una llamada al Servicio de Emergencias 112 alertó de lo sucedido. Aunque el niño fue trasladado urgentemente al Hospital General de Ciudad Real, distante 11 kilómetros de Pozuelo de Calatrava, el equipo médico nada pudo hacer por salvar su vida dada la gravedad de los traumatismos que presentaba.

 

Los padres fueron interrogados por la Guardia Civil y quedaron en libertad tras relatar su versión de los hechos. Aunque todo indica que el pequeño falleció accidentalmente en un descuido de sus progenitores, el juzgado que se ha hecho cargo del caso ha decretado el secreto de sumario.

 

La trágica muerte de este niño ha causado una gran conmoción en el pueblo, de 3.000 habitantes

Etiquetas