Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

DEFENSA

Muere un militar español y otros cinco resultan heridos tras pisar una mina en Afganistán

Cristo Ancor Cabello Santana
Muere un militar español y otros cinco resultan heridos tras pisar una mina en Afganistán
EFE

Este miércoles la tragedia ha llegado al contingente español destacado en Afganistán. Un militar español ha muerto y otros cinco han resultado heridos leves después de que su vehículo pisara un artefacto explosivo en las proximidades de Herat, al oeste del país. Con la pérdida de este militar, que será condecorado con la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, se eleva a 90 las víctimas mortales de la misión española en este país. Además, este atentado ha reavivado el debate político sobre la situación de las tropas españolas en Afganistán. Así, el Partido Popular pidió al Gobierno "un esfuerzo para mejorar la seguridad de los soldados" que van a esa "guerra". Mientras, IU le exigió que empiece a pensar en la retirada ante los "riesgos inasumibles" de la misión.

La mala noticia llegó cuando el Mando de Operaciones recibió la información de que un vehículo de la Task Force Fuerteventura había pisado un artefacto explosivo improvisado cerca de Herat. Tras sufrir este ataque, los seis tripulantes del coche blindado fueron inmediatamente trasladados al hospital de Role 2. Pero allí, los sanitarios no pudieron hacer nada por el cabo Cristo Ancor Cabello Santana --de 25 años y miembro del Ejército de Tierra desde 2003--, que acabó perdiendo la vida.

Según el Ministerio de defensa el cabo fallecido pertenecía al Regimiento de infantería ligera Soria 9, un regimiento asentado en Fuerteventura. Asimismo, explicó que el vehículo formaba parte de una sección que realizaba una patrulla de reconocimiento y seguridad, con la misión de "hacer presencia" y desmantelar 'check points' ilegales en el distrito Pasthun Zarghum, al este de Herat.

Respecto a los cinco heridos en el atentado, desde el ministerio aseguraron que evolucionan favorablemente. Además, pronto podrán viajar a España para encontrarse con su familia y completar su recuperación, ya que todas sus heridas presentan carácter leve. Mientras, Defensa también anunció que condecorará a título póstumo con la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo al cabo del Ejército de Tierra fallecido. Además, concederá a su familia una indemnización de 140.000 euros en aplicación a la normativa vigente en materia de recompensas militares y de fallecimiento en operaciones de mantenimiento de paz.

Primeras condolencias

Tras conocer este suceso, una de las primeras en hacer declaraciones fue la propia titular de Defensa, Carme Chacón, quien viajó al país asiático junto con el jefe de Estado Mayor de la Defensa , José Julio Rodríguez Fernández, para supervisar personalmente la repatriación del militar fallecido. No obstante, antes de este viaje, quiso trasladar su "apoyo y afecto" y el de toda la sociedad española a la familia del cabo Cabello Santana. "Ha muerto por trabajar en una misión tan compleja, dura y arriesgada como la de Afganistán", reconoció. En la misma línea, el secretario de Estado de Defensa, Constantino Méndez, manifestó el "apoyo incondicional" de su Departamento a las tropas españolas desplegadas en Afganistán.

Las palabras de condolencia y apoyo llegaron también desde el Partido Popular. Así, el líder del PP, Mariano Rajoy, expresó su solidaridad con la familia del fallecido y de los otro cinco soldados españoles que han resultado heridos. Además, antes de participar en unas jornadas de los populares sobre el proyecto de Presupuestos Generales del Estado, manifestó el respaldo de su partido a la labor que están realizando las Fuerzas Armadas. "Están dando una batalla en la guerra de Afganistán con el apoyo del Gobierno de España y también de la oposición, en defensa de la democracia, la libertad y los derechos humanos", aseguró al respecto.

Pero Rajoy aprovechó este momento para solicitar al Gobierno socialista que haga "un esfuerzo para mejorar la seguridad" del contingente español que está participando en esa "guerra". Esta petición fue realizada también por la portavoz de Defensa del Grupo Popular en el Congreso, Beatriz Rodríguez-Salmones, quien reiteró la petición de su partido de que se eleven los recursos destinados a la seguridad de las misiones españolas.

"Este atentado se ha producido cuando hoy estamos solicitando en la Comisión de Presupuestos muchos más recursos para todo lo que tenga que ver con la seguridad, en un momento de graves recortes presupuestarios", dijo Rodríguez-Salmones en un comunicado. De esta manera, confió en que el Gobierno "dé prioridad a la seguridad" en los Presupuestos de Defensa para el año que viene, de manera que "en ningún caso" los recortes de gastos puedan afectar "a la seguridad de nuestros combatientes".

IU pide la comparecencia de Chacón

Por su parte y a colación del fallecimiento del cabo español, el diputado de Izquierda Unida en el Congreso, Gaspar Llamazares, emplazó al Gobierno a abrir un "serio periodo de reflexión" sobre la permanencia de las tropas españolas en Afganistán ya que, a su juicio, los riesgos de la misma ya son "inasumibles". Además, después de trasladar su condolencia y solidaridad a la familia de Cabello Santana, reclamó la comparecencia en el Congreso de la ministra de Defensa.

Pero donde más han sentido la pérdida de Cristo Ancor Cabello Santana ha sido en su tierra, las islas Canarias. Por ello, el Gobierno de Canarias ha expresado su profundo pesar por este fallecimiento y ha mostrado sus más sinceras condolencias a los familiares y compañeros del militar canario. De la misma manera, el Ejecutivo autonómico ha deseado un pronto restablecimiento a los militares heridos en el atentado.

Además, el Pleno del Parlamento de Canarias guardó un minuto de silencio en memoria del soldado canario fallecido. Tras este acto de recuerdo, el presidente de la Cámara Legislativa, Antonio Castro, transmitió el cariño del mundo al contingente español, que se encuentra en ese país, desarrollando su labor humanitaria y de protección con abnegación, valor, y profesionalidad".

Por su parte, el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, de donde era natural Cabello Santana, decretó un día de luto oficial por los hechos ocurridos en el país asiático. Además, las banderas ondearán a media asta en todos los edificios municipales mientras que las banderas oficiales de los despachos lucirán crespones negros.

150 bajas

Con la muerte del cabo Cristo Ancor Cabello Santana, ya son 90 las víctimas mortales de la misión española en el país afgano. Esta cifra se eleva a 150 bajas si se contabilizan todas las operaciones españolas de mantenimiento de paz. Concretamente, el primer fallecido en Afganistán fue el capitán médico del Ejército del Aire Jesús de la Pascua Belaustegui, que perdió la vida de un infarto el 24 de octubre de 2005. Por su parte, el primer militar víctima de un ataque de la insurgencia afgana fue el soldado peruano Jorge Arnaldo Hernández Seminario, alcanzado por la explosión de una mina anticarro al paso de su vehículo el 8 de julio de 2006.

Mientras, el último ataque mortal que había sufrido el contingente español en Afganistán se remonta al 9 de noviembre del año pasado, cuando un atentado suicida acabó con la vida de dos militares de la Brigada Ligera Aerotransportable, Juan Andrés Suárez García y Rubén Alonso Ríos.

Etiquetas