Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

JUICIO POR ENALTECIMIENTO DEL TERRORISMO

Otegi se desmarca de la organización del acto de Anoeta

Arnaldo Otegi asegura que estaba "absorto" y que se quedó "aislado" preparando su intervención con la que pretendía exponer su propuesta de "solución pacífica del conflicto".

A la derecha, el ex portavoz de la ilegalizada Batasuna Arnaldo Otegi
El tribunal impide al Foro Ermua acusar por desobediencia y reunión ilícita a Otegi
EFE

El ex portavoz de Batasuna Arnaldo Otegi se ha desmarcado de la organización del acto en Anoeta el 14 de noviembre de 2004 porque estaba "absorto" preparando su intervención con la que pretendía exponer su propuesta de "solución pacífica del conflicto" de la que "estaba pendiente todo el país".

Así lo ha declarado Otegi a preguntas de su defensa en la primera sesión de la vista celebrada en la Audiencia Nacional, donde se le juzga junto a los dirigentes de Batasuna Joseba Permach y Joseba Álvarez por un delito de enaltecimiento del terrorismo cometido presuntamente ese día en el velódromo de Anoeta, hechos por los que la Fiscalía pide 18 meses de cárcel.

"Cuando el presidente del Gobierno o el líder de la oposición tienen que dar a conocer una propuesta a la opinión pública no se preocupan del escenario ni los intervinientes ni de las actuaciones musicales, es de sentido común", ha señalado Otegi para asegurar que entre sus "virtudes no está la de organizar cosas".

De esta forma, ha afirmado que quedó "aislado" para preparar su intervención en los días previos al acto, que se celebró "en un contexto de relaciones plurales y multilaterales" con todos los agentes políticos del País Vasco, "incluido el Partido Socialista".

"Me encerré a preparar las cosas porque una propuesta de la que va a estar pendiente el país le obliga a uno a tener más rigor del habitual, y los últimos días me mantuve prácticamente aislado", ha recalcado el ex portavoz de la formación ilegalizada.

Preguntado por su letrada Jone Girizelaia por el contenido de dicha propuesta, el presidente de la sección segunda de la sala de lo penal de la Audiencia Nacional, Fernando García Nicolás ha considerado "impertinente" la cuestión, que ha espetado a Otegi cuando trataba de explicarla: "lo que yo no admito es que nos repita su discurso, su filosofía política".

También ha considerado el magistrado que no era "necesario" contestar a la abogada quién estaba informado del acto, aunque el dirigente abertzale sí ha podido contestarle que "sí" tenía conocimiento del mismo el PSOE.

Así, ha reiterado que "bastante tenía" con salir al estrado ante 16.000 personas, por lo que no podía "estar pendiente de lo que ocurría en el escenario", en el que, ha recordado, intervinieron previamente los dirigentes de Batasuna Jon Idígoras e Itziar Aizpurua, aunque no ha podido precisar si se emitió algún vídeo de presos etarras, tal y como sostiene la acusación.

Otegi ha descartado sin embargo que el objetivo del acto fuera homenajear a los presos de la banda terrorista y ha asegurado que tampoco se abogó por ofrecer contrapartidas políticas a ETA.

Según el ex portavoz de Batasuna, cuando aludió "a los que hemos dejado en el camino" se refería a "todos nuestros cargos electos institucionales, a todos los que habíamos dejado en el camino en esa dirección", a los que quiso rendir tributo por "su labor militante y comprometida".

"Ningún cargo de la izquierda abertzale ha sido acusado de llevarse dinero público de las administraciones", ha apostillado además Otegi antes de citar entre los homenajeados a los dirigentes abertzales asesinados Santi Brouard y Josu Muguruza.

Por último, a la pregunta de si conocía que al término del acto se expulsó a la prensa y unos encapuchados subieron al escenario mientras se repartían 'zutabes' (boletín interno con información sobre ETA), Otegi ha asegurado que él "se mantenía ocupado" detrás del escenario concediendo dos entrevistas, "una con la televisión pública alemana y otra con ETB".

Etiquetas