Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

RELACIONES INTERNACIONALES

Jiménez pide respeto con Marruecos

Sobre una eventual intervención del Rey, la minisrta de Asuntos Exteriores afirma que la relación con Marruecos se gestiona "con toda normalidad desde el Gobierno".

La nueva ministra de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez
Jiménez pide comprensión y respeto con Marruecos
EFE

La ministra de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Trinidad Jiménez, ha subrayado este viernes que el diálogo con Marruecos no se ha roto y ha destacado que España es un "socio estratégico" para el reino alauí, no sólo desde el punto de vista bilateral sino también en sus relaciones con la UE.

En declaraciones a los medios de comunicación desde Mar del Plata (Argentina), donde participa junto al Rey en la XX Cumbre Iberoamericana, la ministra ha reaccionado al anuncio que el Ejecutivo marroquí hizo público el jueves a través de su portavoz, Jalid Naciri, con respecto a que Rabat iba a replantearse "el conjunto de las relaciones entre España y Marruecos en todos los ámbitos" tras la resolución aprobada por el Congreso sobre el desmantelamiento del campamento de protesta saharaui y que Rabat considera hostil y llena de "expresiones antimarroquíes".

Trinidad Jiménez ha indicado que ayer mismo el embajador de España en Rabat, Alberto Navarro, conversó con el jefe de la diplomacia marroquí, Taieb Fassi Fihri y con el subsecretario del Ministerio de Asuntos Exteriores.

"Siempre hemos mantenido el diálogo con Marruecos, incluso en los momentos de tensión. Con lo cual tengan la seguridad de que seguiremos manteniéndolo y lo estamos haciendo", ha asegurado. Preguntada si el Ejecutivo le pedirá al Rey que intervenga en este nuevo episodio de tensión con el país vecino, ha indicado que "más allá de las fricciones verbales, (*) la relación con Marruecos es fluida y la estamos gestionando con toda normalidad desde el Gobierno de España".

El Pleno de la Cámara Baja aprobó el jueves por unanimidad una declaración de condena de los incidentes ocurridos en El Aaiún en la que se anima a "profundizar" en las relaciones con el Frente Polisario y al mismo tiempo señala a Marruecos por las violaciones de derechos humanos y por su negativa a permitir la entrada de periodistas.

En concreto, el texto insta al Gobierno a expresar a las autoridades marroquíes "la preocupación por las informaciones sobre violaciones de derechos humanos" en el Sáhara y aboga por "intensificar y profundizar las relaciones con el Frente Polisario, legítimo representante del pueblo saharaui".

Jiménez ha reconocido que el Gobierno se dirigió al Ejecutivo marroquí cada vez que iba a producirse una resolución de condena sobre los incidentes en El Aaiún, primero en el Parlamento Europeo, luego en el Senado este martes y finalmente en el Congreso este jueves. Fuentes diplomáticas han añadido que se avanzó el Ejecutivo marroquí el contenido de la resolución que se disponía a aprobar el Congreso con el voto del PSOE y que contenía términos más duros que las adoptadas por el Parlamento Europeo y el Senado español.

La ministra ha remarcado que la resolución "no condena a Marruecos, sino los hechos violentos" ocurridos en el desmantelamiento del campamento de protesta saharaui iniciado el pasado día 7 y los incidentes posteriores en El Aaiún. Ha añadido que España "siempre ha mantenido una actitud respetuosa y equilibrada" en torno al conflicto del Sáhara, buscando el acuerdo entre las partes.

Marruecos participa por primera vez y junto a otros cinco países no iberoamericanos como observador en la Cumbre Iberoamericana aunque la ministra no pudo precisar a quién habían enviado como representante. Si fuera Fassi Fihri, Jiménez dio por hecho que se saludarían y hablarían con normalidad.

La ministra quiso reiterar la "permanente disposición al diálogo" con Marruecos del Gobierno de España, que ve en el reino alauí un "socio estratégico" con el que tiene "muchos asuntos que gestionar de manera conjunta" y con el que quiere mantener "un diálogo respetuoso y permanente".

Etiquetas