Despliega el menú
Nacional

SEGURIDAD

Interior refuerza con 4.500 agentes las zonas turísticas

Los objetivos de la Operación verano son aumentar la seguridad ciudadana, prevenir atentados y atender a las víctimas de delitos

El Ministerio del Interior ha puesto en marcha la Operación verano 2009 para reforzar durante la época estival las principales zonas turísticas, y lo hará con 4.500 agentes de las Fuerzas de Seguridad. El objetivo de esta presencia policial es incrementar la seguridad ciudadana, prevenir acciones terroristas y atender de forma más eficaz a las víctimas de delitos. Participarán 3.042 agentes del Cuerpo Nacional de Policía y 1.425 de la Guardia Civil.

 

Con la operación, puesta en marcha el miércoles y que durará hasta el 30 de septiembre, aumentará la vigilancia en carreteras, estaciones, aeropuertos, zonas hoteleras y acontecimientos en los que haya una gran afluencia de ciudadanos. Se agilizarán los trámites en las oficinas de denuncia, acortando los tiempos de espera, se potenciará la obtención de información para prevenir atentados y se incrementarán los niveles de atención y colaboración ciudadana.

 

El secretario de Estado de Seguridad, Antonio Camacho, ha dado instrucciones al director general de la Policía y la Guardia Civil, Francisco Javier Velázquez, para poner en marcha este dispositivo, que se desplegará en Andalucía, Asturias, Canarias, Cantabria, Cataluña, Comunidad Valenciana, Galicia, Baleares, la Comunidad de Madrid y Murcia, así como en Ceuta y Melilla. También se reforzará la presencia policial en las ciudades históricas Patrimonio de la Humanidad: Ávila, Cáceres, Cuenca, Mérida, Salamanca, Segovia y Toledo.

 

La instrucción prevé una serie de medidas operativas, entre ellas, dispositivos especiales para contrarrestar la comisión de posibles atentados en las zonas turísticas. Estos planes especiales no modifican la alerta antiterrorista, prevista en el Plan de Prevención y Actuación Antiterrorista. Además, se prevé la actuación de unidades específicas (Tedax, guías caninos) si se produjeran incidentes con explosivos.

 

Otras medidas están encaminadas a reforzar las plantillas de las zonas afectadas, colaborar con el sector turístico -con los directores, gerentes o responsables de los establecimientos hoteleros o campins- y facilitar los trámites a los extranjeros en materia de documentación. Con el fin de evitar las molestias derivadas de posibles extravíos o sustracciones de documentación de foráneos, los centros policiales, a petición de los interesados, podrán compulsar la fotocopia del pasaporte o documentos de identidad para que sirvan como identificación.

Etiquetas