Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

VIOLENCIA DOMÉSTCA

Hiere a su mujer con un cuchillo y se suicida en Gijón

Un hombre de 35 años ha muerto en Gijón tras arrojarse desde la azotea de un inmueble a la calle poco después de haber herido a su mujer, a quien intentó estrangular y clavó un cuchillo. La vida de ella no corre peligro.

El 016 es el teléfono de atención a las víctimas
Horror de hogar
HA

Un hombre de 35 años ha muerto en Gijón tras arrojarse desde la azotea de un inmueble a la calle poco después de haber herido a su mujer, a quien intentó estrangular y clavó un cuchillo que le ha ocasionado heridas incisas internas, pero sin que su vida corra peligro.

Según ha informado la Policía Nacional de Gijón, el aviso por el suceso lo recibió a las 22.10 de este domingo, tras precipitarse el hombre al vacío desde la parte más alta de un edificio en la avenida Juan Carlos I de la ciudad.

Cuando los policías acudieron a atender al hombre fueron informados de que en el mismo inmueble una mujer acababa de ser agredida por su marido y se había refugiado en casa de unos vecinos.

La víctima de la agresión era una mujer de 35 años que presentaba signos de estrangulamiento y varias heridas visibles en el cuello y la cara, y que, cuando llegaron los policías, se encontraba consciente y manifestó tener solo heridas superficiales.

Relató a los agentes que su marido momentos antes la había apuñalado con un cuchillo y abandonando el domicilio.

La mujer fue trasladada al centro hospitalario de Cabueñes, desde donde fue derivada al Hospital Universitario Central de Asturias, en Oviedo, por presentar heridas incisas internas.

Su estado evoluciona favorablemente y su vida no corre peligro, según la información de la Policía.

La investigación policial posterior determinó que el suicida era el marido de la mujer agredida y que se había tirado desde la azotea, lugar donde fue hallado el cuchillo presuntamente utilizado en la agresión.

El fallecido es J.J.D.A., un hombre de 41 años, que murió en el acto y cuyo cadáver ha sido llevado al instituto anatómico para practicarle la autopsia.

No existían denuncias previas de malos tratos ni ninguna información policial sobre desavenencias entre la pareja, por lo que no existió ninguna intervención policial en esa vivienda por incidentes o agresiones anteriores.

El Servicio de Asistencia a la Familia del Cuerpo Nacional de Policía se ha hecho cargo de la investigación de los hechos, de los que dará cuenta al Juzgado encargado de los asuntos de la Violencia sobre la Mujer de Gijón.

Etiquetas