Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

TERRORISMO

Francia condena a la máxima pena por asociación de malhechores al ex jefe de cursillos de ETA

El Tribunal Correccional de París condenó a diez años de prisión, la máxima pena por asociación de malhechores, a Harriet Agirre 'Ilargi' por haber sido en 2005 el responsable del departamento de cursillos de ETA. La sentencia impuso penas de ocho y seis años a Idoia Mendizabal ''Joana' y Alberto Garmendia 'Txomin', respectivamente, por considerarlos sus subordinados en la misma estructura del aparato militar.

La corte, presidida por la jueza Nathalie Dutartre, decretó también la prohibición definitiva de residir en Francia para los tres condenados. Esta sanción accesoria facultará su expulsión del país cuando hayan terminado de cumplir condena.

El veredicto es idéntico a la petición que había realizado la fiscal antiterrorista Fanny Bussac en la vista oral del juicio, celebrada el pasado 19 de enero. La representante del ministerio público enfatizó entonces que los tres acusados tenían la «misión de enseñar a los nuevos reclutas a disparar, manejar explosivos y todo lo necesario para seguir atentando, asesinando y sumar nombres a la larga lista de víctimas de ETA».

Agirre, Mendizabal y Garmendia fueron detenidos el 3 de octubre de 2005 en una casa rural del centro de Francia ubicada en la localidad de Arpajon sur Cère (departamento de Cantal). En el jucio se declararon orgullosos de pertenecer a ETA.

Etiquetas