Nacional
Suscríbete

TERRORISMO

El TC se encamina hacia la derogación de la doctrina Parot

Liquidar la fórmula de cómputo de las penas establecida en 2006 por el Supremo supondría la excarcelación de decenas de etarras en unos meses.

Sarasola (izquierda) y Portu, ante el tribunal que los juzgó ayer en la audiencia.
El Tribunal Constitucional se encamina hacia la derogación de la doctrina Parot
EFE

El Tribunal Constitucional se encamina hacia la derogación de la doctrina Parot, el sistema de cómputo de las penas que el Supremo estableció en 2006 y que logró que los etarras condenados por varios crímenes por el antiguo Código Penal no pudiesen salir de la cárcel hasta haber completado la estancia máxima que permite la ley, en su caso 30 años. La decisión, que podría reflejarse en una cascada de sentencias en los próximos meses, significaría la excarcelación de decenas de más de un centenar de etarras.

No hay nada oficial ni fecha para que ocurra. No obstante, fuentes jurídicas y gubernamentales confirmaron que en el Constitucional ya existe una mayoría partidaria de derogar la doctrina Parot, compuesta por los magistrados de tendencia progresista.

Las mismas fuentes no se atreven a especificar la composición exacta y final de esta mayoría porque aún no se ha producido ninguna deliberación o votación oficial sobre el fondo de los 28 recursos de amparo contra la doctrina del Supremo que el tribunal ya ha admitido, y que en este momento estudian los magistrados de ambas salas. Otro medio centenar de recursos fueron inadmitidos por defectos de forma, entre ellos el del propio Henri Parot, y 21 más están pendientes de saber si son tomados en consideración.

Pese a no haber votaciones oficiales, sí que hay varios borradores de resolución elaborados por los ponentes de estos recursos con los que se han producido debates y tanteos extraoficiales entre los magistrados. También se sabe que no va a haber una sola sentencia global que resuelva de forma idéntica y conjunta todos los recursos. El pleno del Constitucional acordó hace semanas que iba a resolver caso por caso porque todos los recursos planteados no son iguales.

Si es difícil en este momento establecer si la mayoría favorable a derogar la doctrina será mínima o más holgada, igual ocurre con la determinación de la fecha para la primera sentencia. Lo único cierto es que esta semana el asunto no está ni en el orden del día de las salas ni en el del pleno. Las fuentes consultadas apuntan a que se podría producir tras el verano, pero otras personas conocedoras del debate no descartan que incluso haya que esperar a 2012.

Cumplimiento efectivo

Antes de que el Supremo acuñase esta doctrina para evitar la excarcelación de Parot -el etarra más sanguinario de la historia-, la mayor parte de los terroristas condenados con el antiguo Código Penal, es decir por delitos cometidos antes de 1996, no solía pasar en la cárcel más de 22 años gracias a los muchos que redimían por los estudios o trabajos en la prisión, que se restaban de las tres décadas de estancia máxima en la cárcel. Con el cambio del Alto Tribunal, los beneficios penitenciaros se descuentan de cada una de las penas, por lo que condenados por varios atentados o asesinatos con varias sentencias de 20 o más años están abocados a pasar 30 en prisión. La fórmula solo afecta a los etarras condenados por el código de 1973 porque los sentenciados por el nuevo, de 1996, no tienen derecho a redimir penas.

En los cinco años que la doctrina Parot lleva en vigor ha evitado la excarcelación de medio centenar de terroristas, los mismos que si ahora se deroga la fórmula cumplirían automáticamente sus condenas de forma efectiva y deberían salir de prisión.

Entre los que saldrían de inmediato de prisión están históricos de ETA como Juan Lorenzo Lasa Mitxelena, 'Txikierdi', o Isidro Garalde, 'Mamarru'; terroristas que acumulan miles de años de condena por una larga lista de asesinatos como Domingo Troitiño, Inés del Río o Inmaculada Noble; o señalados etarras como José Antonio López Ruiz, 'Kubati', asesino de Dolores González Catarain, 'Yoyes'. Más de un lustro tardarían en beneficiarse del cambio de doctrina otro jefes destacados, Santiago Arrospide, 'Santi Potros'.

Quien no logrará su excarcelación inmediata aunque el Constitucional derogue la doctrina que lleva su nombre es Parot, que estará encarcelado hasta 2017 porque fue condenado por el Supremo en 2007 por un delito de nueva integración en ETA.

Etiquetas