Despliega el menú
Nacional

PARTIDOS

El PP presenta por fin ante el Supremo su querella contra Chaves

Tras intentar forzar, sin éxito, la comparecencia de Manuel Chaves en los Parlamentos nacional y andaluz, el PP pretende ahora sentar en el banquillo de los acusados al vicepresidente tercero y ministro de Política Territorial por las decisiones que adoptó cuando presidía la Junta de Andalucía. El PP le acusa de prevaricación y tráfico de influencias en la concesión de una subvención de 10.093.472,7 euros a la empresa Minas de Aguas Teñidas (Matsa) para la que trabaja como gerente su hija Paula.

El PP planteó ante el Tribunal Supremo (TS) una querella criminal contra el vicepresidente y "cualesquiera otras personas que en fase de instrucción aparezcan como coautoras, cómplices o encubridoras" de los delitos que le atribuye. El PP ya presentó una querella contra Chaves y su hija el 25 de junio, aunque la retiró a las pocas horas, medida que justificó porque iban a ampliarla. La actual solo va dirigida contra Chaves.

La denuncia sostiene que prevaricó por la "arbitrariedad" de las decisiones que adoptó para la concesión del incentivo a la empresa minera a través de un expediente "plagado de irregularidades" y "sin el mínimo rigor". De no haber sido así -dice el escrito presentado ante el Supremo- la solicitud no habría culminado con la aprobación de la subvención por el Consejo de Gobierno, ya que la documentación y las propuestas de resolución aportadas "evidenciaban que la propuesta no se ajustaba a derecho".

También le atribuye el delito de prevaricación por incurrir en incompatibilidad dado que no se abstuvo en el trámite fundamental de la ratificación de la subvención en la sesión del Consejo de Gobierno que le dio el visto bueno, Además, el PP afirma que Chaves incurrió en tráfico de influencias a favor de su hija Paula "prevaliéndose de su condición de jefe del Ejecutivo andaluz" al actuar ante el consejero de Innovación, Ciencia y Empresa, Francisco Vallejo Serrano, para lograr las sucesivas resoluciones que condujeron a la aprobación de la subvención y al incremento de la cantidad inicial.

El PP menciona en su denuncia la posible mediación del ex ministro de Economía, Carlos Solchaga, y el ex consejero andaluz José Aureliano Recio, que habrían influido a favor de la empresa a través de su despacho Recio & Asociados.

Chaves sostuvo que está "encantado" de que el Supremo aclare el caso Matsa, ya que está "absolutamente tranquilo" sobre su gestión personal y de la Junta. También confirmó su previsión de abandonar la Secretaria General del PSOE andaluz y de no volver a optar al cargo en 2012, cuando se celebrará el congreso del partido.

Etiquetas