Nacional
Suscríbete por 1€

NUEVA LEY

El PNV exige que se regule la objeción de conciencia a la práctica del aborto

Condiciona su apoyo a la reforma a que se comunique a los padres la decisión de las menores.

El presidente del PNV, Iñigo Urkullu, advirtió ayer al PSOE y al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero de que si quieren contar con los votos de su partido en apoyo a la reforma de la Ley del Aborto "tienen que verse satisfechas las enmiendas" anunciadas por los nacionalistas.

 

Dirigentes del PNV, encabezados por Urkullu, hicieron públicas en Bilbao las diez enmiendas que van a presentar al proyecto de ley, entre las que piden incorporar el derecho de objeción de conciencia de los profesionales sanitarios a la práctica del aborto. Los nacionalistas encomiendan al Gobierno que en un plazo de seis meses remita al Parlamento un proyecto de ley que la regule.

 

Según el portavoz del PNV en el Congreso, Josu Erkorerka, se trata de una aportación cualitativa importante al texto original que "salvaguarda las garantías de participación de los profesionales con arreglo a sus creencias personales". El PNV también quiere que conste "inequívocamente" la comunicación a los padres o tutores de las menores de 16 y 17 años que opten por abortar.

 

El PNV, en principio, presenta hoy en el Congreso sus enmiendas -último día para hacerlo-. Si se amplía el plazo para registrarlas, pospondrá la presentación. Urkullu explicó que el PNV pretende "mejorar" la regulación de la despenalización de la interrupción libre del embarazo, sin que ello signifique "favorecer el aborto". Persigue minimizar en lo posible su práctica y lograr "las máximas garantías sanitarias si se produce".

 

Aunque cree que el aborto es "un fracaso en sí mismo", el PNV parte de la consideración de que su práctica es un "realidad social", a la que el partido tiene que dar respuesta para ofrecer una mejor regulación. "Nadie apuesta por el aborto sin más ni más", afirmó. Urkullu calificó esa postura de "absolutamente legítima".

Etiquetas