Despliega el menú
Nacional

CASO GÜRTEL

Campos: "Soy inocente y acepté la conformidad para acabar con un drama personal"

El exvicepresidente del Gobierno valenciano Víctor Campos ha dicho que Camps iba a firmar la conformidad el día que al final dimitió.

El ex vicepresidente de la Generalitat valenciana Víctor Campos
El ex vicepresidente valenciano acepta la pena de cohecho por los trajes
EFE

El exvicepresidente del Gobierno valenciano Víctor Campos se ha declarado este jueves inocente del delito de cohecho por el que fue condenado en septiembre con una declaración de conformidad, que según ha dicho firmó "a efectos formales" para "acabar con un drama personal" desproporcionado y "absurdo".

Así ha contestado Campos a preguntas de la representante de la Fiscalía Anticorrupción en el inicio de la cuarta jornada por el juicio de la conocida como "causa de los trajes" del caso Gürtel.

"Yo firmé la conformidad a efectos formales, me considero inocente", ha asegurado el exvicepresidente de Francisco Camps, quien junto al exjefe de gabinete de la Conselleria de Turismo Rafael Betoret aceptó en septiembre el pago de una multa de 9.600 euros por aceptar regalos de la trama Gürtel.

Preguntado por la fiscal sobre el decomiso del dinero que costaron varias prendas de vestir, Campos ha contestado: "Ya aporté la cantidad que se me reclamó -que ha cifrado en más de 5.000 euros- que, en teoría, costaron unos trajes que nunca me regalaron".

"Acepté la condena, y punto", ha señalado el exvicepresidente del Gobierno valenciano, que comparece hoy en el juicio como testigo solicitado por todas las partes.

Durante su comparecencia, Víctor Campos ha asegurado que la "idea" de los cuatro procesados por la "causa de los trajes" del caso Gürtel era firmar la conformidad y aceptar la condena, y que habló con Francisco Camps en ese sentido la mañana del 20 de julio, el día en que finalmente dimitió como president de la Generalitat.

A preguntas del abogado de la acusación popular que ejerce el PSPV-PSOE, Campos ha revelado que la decisión de aceptar su culpabilidad por haber recibido regalos de la trama Gürtel la tomó en agosto de 2009, cuando sufrió un infarto, y tras sopesar las ventajas de acabar con este "drama" para su familia y su salud.

El exvicepresidente del Gobierno valenciano, preguntado por si la firma de los cuatro procesados -él, Camps, Ricardo Costa y Rafael Betoret- era algo acordado, ha respondido: "Entendí que así habíamos quedado los cuatro y ahí se terminaba con todo".

Etiquetas