Nacional
Suscríbete por 1€

Los obispos no formarán parte de la comisión de Gabilondo recelan de que se abran tantas investigaciones

Argüello, de la Confederación Episcopal: "Se sobrevalora los que se piensa que se puede encontrar en los archivos".

Luis Argüello, portavoz de la CEE, tras la reunión de este viernes.
Luis Argüello, portavoz de la CEE, tras la reunión de este viernes.
Fernando Villar

El secretario general y portavoz de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Luis Argüello, ha explicado que los obispos no formarán parte de la comisión de investigación sobre los abusos sexuales a menores acaecidos en el seno de la Iglesia católica que está conformando el Defensor del Pueblo, Ángel Gabilondo, y ha advertido de la revictimización que puede suponer que se estén abriendo tantas investigaciones sobre este tema.

Así lo ha indicado este viernes en una rueda de prensa al término de los trabajos de la 119 Asamblea Plenaria de la CEE, que ha reunido en Madrid a todos los obispos españoles.

Era la primera reunión de todos los obispos después de ponerse en marcha la auditoría del despacho de abogados Cremades & Calvo-Sotelo para investigar el tema de los abusos y después de que se hablara de que pudieran formar parte de la comisión de expertos del Defensor.

Sin embargo, Argüello ha negado esta posibilidad y ha explicado que la Iglesia como institución no formará parte de dicha comisión por "dos asuntos". El primero, porque tampoco forman parte de la investigación del despacho Cremades, al que, según ha precisado, solo se le ha realizado "una encomienda", pero no tendrá "presencia" de la Iglesia como institución en su trabajo.

El segundo motivo es porque su no participación es su forma de manifestar su postura frente al hecho de que estas investigaciones se produzcan solo sobre los casos de abusos sexuales a menores ocurridos en el seno de la Iglesia cuando, según ha explicado Argüello, la Fiscalía ha informado de que de los 15.000 que existen solo 69 pertenecen a víctimas que acusan a la institución. 

Una decisión "sorprendente"

"Parece una decisión sorprendente que solo se investiguen en este ámbito", ha indicado el portavoz de la CEE, que, además, ha advertido de la posible "exageración" y "revictimización" de los denunciantes ante la apertura de tantas comisiones ya que, tal y como ha indicado, todas querrán "ponerse en contacto" o "escuchar" a las víctimas.

Argüello ha respondido así tras ser preguntado por la que también se ha abierto en Cataluña y que sí abarca todos los abusos sexuales a menores, aunque nombra también de forma específica los producidos en el seno de la Institución.

Durante su intervención en la rueda de prensa, Argüello ha hecho un llamamiento a las víctimas y a "aquellas personas conocedoras de casos de abusos" a acudir a las 70 oficinas establecidas en diócesis y congregaciones y que, "si por cualquier motivo no tienen confianza" en ellas, vayan a asociaciones existentes en este sentido.

En este sentido, ha señalado que el trabajo del despacho Cremades & Calvo-Sotelo es auditar el trabajo que estas oficinas llevan haciendo en esta materia y, por ello, sería oportuno que las víctimas pudieran informar en estas de sus casos para que los expertos puedan comprobar si hay constancia de esta situación. 

Se "sobrevalora" en contenido de los archivos

Aún así, el portavoz de la CEE ha indicado que "se sobrevalora lo que se piensa que se puede encontrar en los archivos". Según ha indicado, ante las noticias de denuncias concretas, las oficinas de investigación ya han buscado en los archivos de la historia de la diócesis para ver si se hacían referencias al asunto y, según ha apuntado, "en la mayoría de los casos no había".

Preguntado por si España seguirá el camino de los obispos portugueses que, este jueves, anunciaron que abrirían sus archivos a la comisión independiente que allí también se está realizando sobre el tema, Argüello ha apuntado que, "siguiendo el mismo criterio" que los obispos portugueses, la CEE permitirá este acceso "teniendo en cuenta la legislación civil, la canónica y la protección de datos". 

La investigación del Defensor

El Defensor del Pueblo asumió el pasado mes de marzo la encomienda aprobada en el Congreso de los Diputados con el encargo de constituir una comisión independiente para elaborar un informe sobre las denuncias por abusos sexuales en el ámbito de la Iglesia católica y el papel de los poderes públicos y dijo que trabajará con "transparencia" y "discreción" para respetar a las víctimas.

La institución explicó que la comisión elaborará un informe con recomendaciones y conclusiones que se presentará a las Cortes Generales y al Gobierno de España "a fin de que se adopten las medidas que consideren necesarias en todos los ámbitos".

Respecto a los perfiles que deben formar parte de la comisión, Gabilondo apuntó los siguientes: asociaciones de víctimas, psicólogos y sociólogos, miembros de la Fiscalía, expertos en Derecho Canónico, criminólogos y algún representante de la Iglesia católica.

Aunque Gabilondo había manifestado su deseo de que la Iglesia participase en dicha comisión, los obispos dijeron que quieren esperar a conocer la propuesta del Defensor antes de decidir si participan en ella.

Por su parte, algunas asociaciones de víctimas han mostrado su rechazo a la auditoría encargada por la CEE al despacho Cremades & Calvo-Sotelo.

La Asociación Víctimas de Pederastia de la Iglesia Navarra (AVIPIN) y la Asociación Nacional Infancia Robada (ANIR) publicaron un manifiesto para dar un "no rotundo" a la investigación del despacho de abogados Cremades & Calvo-Sotelo.

En concreto, expresan su "total rechazo y desconfianza" a la propuesta de la firma legal al entender que "está viciada de raíz" pues su presidente es miembro del Opus Dei. Además, critican que el grupo de expertos formado por Cremades está compuesto por muchos "letrados y jueces" y que "omite" a las víctimas de los abusos sexuales en la Iglesia.

Asimismo, representantes de cinco colectivos de cristianos de base entregaron el pasado lunes a los obispos una Carta Abierta para exigir "verdad, justicia y reparación" para las víctimas de abusos sexuales en el seno de la Iglesia católica española y reclamarles que "dejen atrás la etapa de secretismo".

Los portavoces de Alandar, el Movimiento por el Celibato Opcional (MOCEOP), Red Miriam de Espiritualidad Ignaciana, Redes Cristianas y Revuelta de Mujeres en la Iglesia hicieron entrega de la misiva en la sede de la Conferencia Episcopal, coincidiendo con el comienzo de la Asamblea Plenaria. La carta, titulada 'Pasar de las tinieblas a la luz', ha sido respaldada por un centenar de asociaciones, comunidades y colectivos, y más de 1.200 personas. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión