Nacional
Suscríbete

'The New York Times' vincula el entorno de Puigdemont con los servicios de inteligencia rusos

Puigdemont critica estas informaciones, que apuntan a que su abogado se reunió en Moscú con miembros de la Mafia rusa para conseguir financiación para el movimiento independentista catalán.   

El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont.

@324CAT
26/07/2020  [[[EP]]] El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont
El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont.@324CAT26/07/2020 [[[EP]]] El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont
EP

El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont ha emitido este viernes un comunicado en el que critica y niega las informaciones de 'The New York Times' sobre presuntos vínculos entre su entorno y los servicios de inteligencia de Rusia.

Según informa el prestigioso rotativo, el entorno de Puigdemont, y en concreto su jefe de oficina, Josep Lluís Alay, ha celebrado varios contactos con oficiales rusos. La información está firmada en Barcelona y cita como fuente un informe de inteligencia europeo. Además, el diario vincula estos contactos con Tsunami Democràtic, movimiento que promovió las protestas tras la sentencia del Tribunal Supremo contra los líderes del procés.

Según NYT, Alay viajó a Rusia en la primavera del 2019 para buscar “un salvavidas político” para la causa de Puigdemont, tras el referéndum de independencia del 1-0 y de que la Unión Europea y los Estados Unidos apoyaran a España. Asegura que el asesor del expresidente de la Generalitat se reunió con varios funcionarios rusos, exoficiales de inteligencia y el nieto de un destacado espía del KGB. Su objetivo, siempre según el rotativo estadounidense, era asegurar la ayuda de Rusia a la independencia de Catalunya

La respuesta de Puigdemont

En el comunicado, la oficina de Puigdemont ha sostenido que las informaciones aparecidas tienen como fundamento un informe de la Guardia Civil que, a su juicio, está lleno de "falsedades, incongruencias e intoxicaciones".

También ha mantenido que su cuyo único objetivo es "criminalizar y desprestigiar al independentismo ante la comunidad internacional presentándolo como un elemento desestabilizador".

Ha afirmado que las filtraciones aparecidas se descontextualizan de la realidad y que existen "muchos otros mensajes sobre situaciones políticas en otros países que se omiten intencionadamente, cosa que es una manipulación que perjudica claramente el derecho a una información veraz y rigurosa".

Han señalado que la supuesta revelación de conversaciones privadas "que no tienen nada que ver con un delito, es un instrumento más de la guerra sucia que el Estado español practica contra Cataluña", con el objetivo -según él- de acabar con el movimiento independentista, que ha definido como legítimo, legal y democrático.

Desde la oficina de Puigdemont han asegurado que todas sus actividades internacionales, así como las de  Josep Lluís Alay, y de su equipo jurídico son "perfectamente legales" y tienen por objetivo contribuir a la resolución del conflicto político.

También han asegurado que el fiscal de Barcelona dirigió al Juzgado de Instrucción 1 de Barcelona un escrito de 20 de julio donde pedía el archivo de esta investigación contra Alay al considerarla "investigación prospectiva, vulneradora de los derechos y libertades más elementales de una sociedad democrática".

"Estudiaremos emprender acciones legales en el Estado español, y en otros estados si es necesario, ante la posibilidad que se haya cometido algún delito de revelación de secretos oficiales, ya que todas las evidencias señalan que la información ha llegado a algunos medios antes de que se levantara el secreto de sumario", han añadido.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión