Despliega el menú
Nacional

coronavirus

Madrid detecta los primeros casos de la variante británica del virus en España

Los cuatro casos de la nueva cepa corresponden a un hombre que voló desde Reino Unido y a tres familiares de otro viajero.

Gente sentada en una terraza de Madrid, este martes.
Gente sentada en una terraza de Madrid, el pasado martes.
J. Medina/Reuters

La cepa británica del coronavirus ya está en España. La Comunidad de Madrid informó ayer de que ha detectado cuatro positivos, vinculados a viajeros que provenían de Reino Unido, además de otros tres casos sospechosos que se encuentran en estudio y cuyos resultados se conocerán el martes o el miércoles de la próxima semana.

Los tres primeros contagios corresponden a familiares (el padre, la madre y la hermana) de un hombre que llegó desde las islas británicas a mediados de la semana pasada. El caso del supuesto contagiador no ha podido ser secuenciado, algo que sí se ha hecho con el cuarto positivo, un viajero joven proveniente de Reino Unido y que aterrizó en Madrid el 20 de diciembre. "Ninguno de los cuatro contagiados está grave", explicó el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero.

En el brote familiar, el caso índice llegó a Madrid el 17 o el 18 de diciembre y dio positivo en un test de antígenos, por lo que fue aislado, pero no se le realizó una PCR, la prueba imprescindible para detectar esta variante del virus, de manera que no se obtuvo material genético que pudiera ser analizado por los servicios de microbiología. De los casos de los tres sospechosos se obtendrán resultados el martes o el miércoles de la próxima semana.

"Los pacientes no están gravemente enfermos, sabemos que esta cepa es más transmisible, pero no provoca una enfermedad más grave", dijo Zapatero, que pidió "no tomar la noticia con ningún tipo de nerviosismo".

Los contagios entraron a través de Barajas, un hecho que volvió a encender las críticas de la presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, hacia el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, al que calificó de "irresponsable" por no hacer de Barajas "un lugar seguro". "Ahora hemos vuelto a conocer que apenas se realizan PCR y que están entrando, como coladero, casos contagiosos, como por ejemplo el caso británico que estamos conociendo", aseguró ayer Ayuso.

El delegado del Gobierno en Madrid, José Manuel Franco, respondió a Ayuso y le pidió que se deje de "peleas estériles" porque con la vacuna "es un día para la esperanza, no para la confrontación, ni entre instituciones ni entre personas".

La nueva mutación del virus, que se convirtió en un problema internacional hace una semana, empujó a medio centenar de países, entre ellos, España, a imponer restricciones de viaje con el Reino Unido. Desde el martes, desde Reino Unido sólo están autorizados a entrar en España los ciudadanos españoles y los residentes.

El pasado miércoles, el ministro de Sanidad indicó que "no había constancia" de casos con la nueva variante: "España es el segundo país de la Unión Europea que secuencia más cepas después del Reino Unido y el quinto o sexto del mundo, pero no hemos encontrado la que ha detectado ahora el Reino Unido". "No tenemos constancia de que la nueva cepa haya llegado, aunque eso no quiere decir que no esté [en España]", dijo Illa tras el Consejo Interterritorial de Salud. En cualquier caso, el ministro afirmó que el Instituto de Salud Carlos III y la Dirección General de Salud Pública del Ministerio iban a actualizar el plan de secuenciación de cepas "para estar preparados y detectar lo antes posible estos casos si se producen".

La variante del SARS-CoV-2 ha generado una explosión de positivos en el sureste de Inglaterra en las últimas semanas, y es entre un 50 y un 74% más contagiosa, pero en principio, no más agresiva, según los datos preliminares de un estudio realizado por la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres.

Mutación

Bautizada como VOC202012/01, la variante se detectó por primera vez en septiembre en Reino Unido y comporta 22 mutaciones del genoma de la covid-19. Una de ellas afecta a la proteína 'spike' (espiga), que permite al virus adherirse a las células para contagiarlas. Los investigadores de la escuela londinense "no han encontrado por el momento elementos que indiquen que los contagiados por esta mutación presenten un mayor riesgo de ser hospitalizados o morir", pero sí alertaron de que el repunte de los casos podría provocar un aumento importante en el número de fallecidos el próximo año.

En Europa, Dinamarca (33), Suiza (tres), Suecia (uno), Países Bajos, Italia (once) y Francia (uno), además de España, han detectado casos de la cepa británica en las últimas 48 horas. También lo han hecho países como Singapur o Malasia. En Reino Unido, las autoridades anunciaron el pasado fin de semana nuevas restricciones, como un reconfinamiento en Londres y el sudeste de Inglaterra.

Pero las preocupaciones no acaban con la cepa británica. Precisamente, el ministro de Sanidad de Reino Unido, Matt Hancock, anunció el miércoles que su país había encontrado una segunda variante del coronavirus, que empieza a conocerse como la 'cepa surafricana', "aún más contagiosa" en británicos que habían viajado desde Sudáfrica.

Etiquetas
Comentarios