Despliega el menú
Nacional

coronavirus

Los guantes hápticos con sello español entrenan a Pfizer con su vacuna del covid

El sentido del tacto de forma inalámbrica llega a la realidad virtual con la empresa española Neurodigital Technologies, cuyos guantes hápticos se utilizan para simulaciones en el Ejército estadounidense o la NASA y entrenan a los operarios de la farmacéutica Pfizer para el desarrollo de su vacuna covid.ado

Los guantes hápticos con sello español entrenan a Pfizer con su vacuna covid
Los guantes hápticos con sello español entrenan a Pfizer con su vacuna covid
Ana Escobar

El sentido del tacto de forma inalámbrica llega a la realidad virtual con la empresa española Neurodigital Technologies, cuyos guantes hápticos se utilizan para simulaciones en el Ejército estadounidense o la NASA y entrenan a los operarios de la farmacéutica Pfizer para el desarrollo de su vacuna covid.

Así lo explica a EFE el confundador de la empresa, Luis Castillo, que resalta que actualmente están bajo la tutela de la aceleradora valenciana Lanzadera con el reto de expandirse y crear un centro de operaciones o "hub" en Valencia y pasar de ser una empresa emergente a otra "escalable y posicionada a nivel mundial".

Junto a su socio Francisco Nieto, Castillo empezó la andadura de la empresa en 2012 para "dar respuesta a la necesidad de unir neurociencia e ingeniería" y sus primeros pasos fueron fabricar máquinas para la investigación básica con animales, aunque, tras un pivotaje "drástico", actualmente dan "soluciones tecnológicas de tacto".

"Nos movimos de aparatos para investigación básica con animales a software para humanos, de ahí a software y aparatos para humanos y acabamos en el mundo de realidad virtual con hardware medicinal que llenaba la oportunidad de mercado al traer el sentido del tacto y la interacción natural a realidad virtual", relata.

Reconoce que la tecnología de los guantes no es nueva y proviene del mundo militar de mediados de los 70, pero tenía la "barrera de su coste y que no estaba lista para ser comercial".

"Reunimos el conocimiento científico y diseñamos y creamos un producto susceptible de adoptarse por grandes masas, particulares o empresas", apunta; reconoce que el primer prototipo "tenía hándicaps que no lo hacían competitivo" porque dependían "de tecnología de terceros".

"Teníamos la primera generación del guante que aportaba sensación táctil pero no había una tecnología que permitiese posicionar esa mano en el espacio", sostiene. En 2016 dieron un paso con Avatar VR: "Nuestro propio sistema podía decir no solo dónde estaba la mano, sino otras partes como dedo, brazo o torso".

Tras tres años de desarrollo, entre finales de 2019 y principios de 2020 crearon los guantes hápticos Sensorial XR, con los que "se puede sentir y tocar lo virtual y tener por primera vez sensación de inmersión total" en ese entorno, según Castillo.

Si bien al principio se dirigieron a particulares, en 2017 dieron un giro para focalizarse en el mundo empresarial: defensa, aeroespacial, industria y salud.

Su actual modelo de negocio es con empresas de defensa y simulación aeroespacial y son proveedores desde octubre del Ejército de los Estados Unidos e incluso aportan tecnología a la NASA, que la prueba y le da su "feedback", y también tienen clientes "recurrentes" como las compañías aéreas Airbus y Lockheed Martin.

Entre sus clientes también se encuentra empresas como Microsoft, Disney, Alston, BMW y Seat, y compañías del ámbito de la salud como Siemens Healthineers, BT y Pfizer.

"Donde somos muy fuertes es en salud", apunta Castillo, que explica que con la farmacéutica estadounidense están "ayudando a bajar la curva de aprendizaje de un operario" que gracias a su guante "es capaz da absorber en 30 minutos un conocimiento que antes tardaba cuatro horas".

La diferencia es que con su tecnología, "cualquier trabajador de Pfizer a nivel mundial puede formarse con el mejor conocimiento del mejor experto que está en el pueblo donde fabrican la vacuna de la covid, en Puurs (Bélgica), donde está la unidad de entrenamiento" que usa el sistema de Neurodigital Technologies.

"El equipo que entrena y certifica está en pocos sitios y el entrenamiento es costoso, lento y de poca accesibilidad. Con nuestro sistema, democratizamos el acceso al conocimiento y nos aseguramos de que la curva de aprendizaje sea lo más rápida posible y eso tiene un impacto directo de esfuerzo y coste económico", valora.

"Sobre todo, nos aseguramos de que cada operario hace la mejor vacuna del mundo", apostilla para reconocer que su sistema no está creado solo para la vacuna de la covid sino para vacunas en general.

La realidad virtual, subraya, abre nuevas fronteras en la digitalización del conocimiento. Es "una nueva era", dice, porque se sustituyen procesos físicos de acceso restringido por procesos digitales que "aseguran la misma o mejor calidad de entrenamiento, accesibilidad mundial y coste ínfimo".

Es el primer dispositivo hápitco inalámbrico del mundo que extiende su funcionalidad a todo el cuerpo (dedos, manos y otras partes) y es compatible con los mayores fabricantes de tecnología para Realidad Expandida, aunque con la diferencia de ser capaz de funcionar tanto con PC como con dispositivos móviles. 

Etiquetas
Comentarios