Despliega el menú
Nacional

El Rey pide un esfuerzo de entendimiento y que prevalezca el interés nacional

Felipe VI ha dedicado parte de su intervención en la gala de entrega de los Premios Princesa de Asturias a describir la difícil situación que están atravesando muchos ciudadanos a causa de la pandemia y a instar a superarla de forma unida. 

El Rey, durante su intervención en la gala de los Premios Princesa de Asturias.
El Rey, durante su intervención en la gala de los Premios Princesa de Asturias.
Ballesteros/EFE

Felipe VI ha pedido este viernes "un gran esfuerzo nacional de entendimiento y de concordia" ante la situación que atraviesa España por la pandemia de coronavirus y ha defendido que todas las instituciones, incluida la Corona, sean responsables e íntegras para que prevalezca el interés general.

El Rey ha hecho esa apelación en su intervención en la ceremonia de entrega de los Premios Princesa de Asturias 2020 que ha albergado el Hotel de la Reconquista de Oviedo, que ha estado condicionada por la covid-19 y en la que el colectivo de sanitarios ha recibido el galardón de la Concordia.

Acompañado en la presidencia del acto por la reina Letizia, la princesa Leonor y la infanta Sofía y en un momento de especial tensión política, el jefe del Estado ha dedicado parte de su intervención a describir la difícil situación que están atravesando muchos ciudadanos a causa de la pandemia y a instar a superarla de forma unida.

Debido a los efectos que están provocando en muchos de ellos la covid-19 y la "incertidumbre y preocupación" económica que también conlleva, ha apelado al valor, a la esperanza y al trabajo conjunto.

"Es necesario que todos hagamos un esfuerzo colectivo, un gran esfuerzo nacional de entendimiento y de concordia; y que mostremos -ha añadido- toda nuestra energía, todo el talento de nuestra sociedad, toda la capacidad del Estado, y una voluntad y actitud inquebrantables y decididas de superación".

Felipe VI ha abundado en las pruebas de resistencia que está dando la mayoría de españoles ante la situación y ha considerado que ese ejemplo no puede ser estéril ni caer en el olvido.

"Ese ejemplo nos exige a todas las instituciones estar siempre, y ahora más que nunca, al lado y al servicio de los ciudadanos".

Y ha insistido en ese argumento: "Requiere conducirnos con sentido del deber, con la mayor responsabilidad y con la máxima integridad y rectitud para que el interés nacional prevalezca y los intereses generales de los españoles sean nuestro norte y guía".

Así es como, a su juicio, la sociedad y las instituciones que la representan se reconocen, se justifican y se comprometen con el porvenir de España.

También ha animado a seguir avanzando "por los caminos de encuentro con la razón, el respeto y la palabra" y celebrar todos juntos el valor de la vida.

La intervención del Rey ha sido escuchada por un aforo de tan solo 40 personas (reducido a causa de la pandemia) y del que han formado parte, entre otros, la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo; el líder de la oposición y presidente del PP, Pablo Casado; y el presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes.

Para el monarca, la crisis sanitaria ha puesto a prueba las capacidades de los estados, pero también ha mostrado las trascendencia de valores que deben regir la vida democrática: la solidaridad, la unión y el afecto.

De la colaboración mutua cree que depende más que nunca el presente y el futuro de España, de Europa y de todo el mundo.

La esperanza para ello ha dicho que está representada en los galardonados con los Princesa de Asturias, a los que ha felicitado y de quienes ha hecho una semblanza uno a uno.

En su referencia al colectivo de sanitarios premiados con el Princesa de Asturias de la Concordia, ha destacado su labor "heroica" ante la pandemia y ha recordado a los fallecidos a causa de ella.

Los sanitarios ha asegurado que representan lo mejor de la sociedad española y son "el corazón de un país que en los peores momentos debe mantenerse unido".

Movidos por su ejemplo y el del resto de premiados ha instado a pensar en seguir adelante, no dejarse invadir por el desánimo y tener la firme voluntad de construir entre todos el futuro anhelado.

Ha elogiado también el trabajo de la Fundación Princesa de Asturias al cumplir su 40 aniversario y ha dicho que "la España democrática" dio sentido a la razón de ser de esta institución que ha asegurado que, al igual que la sociedad, ha ido creciendo gracias a la savia procedente de la Constitución.

Etiquetas
Comentarios