Despliega el menú
Nacional

PSOE y UP plantean la desconexión como un derecho en una nueva ley de teletrabajo

Es una de las principales medidas de las más de cien que, dentro del grupo de reactivación económica de la Comisión para la Reconstrucción, han presentado en el Congreso los socios del Gobierno.

Sesión de control al Gobierno
Sesión de control al Gobierno
J.J.Guillén

Los grupos parlamentarios del PSOE y de Unidas Podemos han planteado, como una de las bases para afrontar la reconstrucción del país tras la crisis del coronavirus, desarrollar "una propuesta legal" sobre el teletrabajo que incluya un nuevo derecho a la desconexión del empleado.

Es una de las principales medidas de las más de cien que, dentro del grupo de reactivación económica de la Comisión para la Reconstrucción, han presentado este jueves en el Congreso los socios del Gobierno.

Va en la línea del proyecto que baraja la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, tal y como anunció en una entrevista reciente en "El Periódico".

En el documento no figura explícitamente un nuevo impuesto a las rentas altas.

En cambio, sí aparece la apuesta por "avanzar en la seguridad jurídica, certidumbre y progresividad" del sistema tributario español sobre la base de la "justicia fiscal", y por tanto, de que "aporten más quienes más tienen para que reciban más quienes más lo necesitan".

El diálogo social es un leitmotiv en el documento económico, no sólo para llevar a cabo esa nueva ley de teletrabajo con derechos como el de desconexión (respeto al tiempo libre del trabajador), la formación continua o "la organización del tiempo de trabajo", sino también para abordar los ERTE.

"Ahondaremos en la protección de los puestos de trabajo ya iniciada con los acuerdos con los agentes sociales sobre los ERTE para paliar los efectos económicos y sociales de la crisis sanitaria de la covid-19", destacan el PSOE y Unidas Podemos en su documento conjunto.

Y esa profundización se hará dentro del diálogo social con la finalidad de dibujar "un marco adecuado de regulación y cofinanciación para que los ERTE sean un instrumento de flexibilidad interna de las empresas y protección del empleo".

Al diálogo social apelan de nuevo los socios de Gobierno para que "garantice el compromiso del mantenimiento del empleo por parte de las empresas". 

Etiquetas
Comentarios