Despliega el menú
Nacional

El fin del estado de alarma reactivará las oposiciones aplazadas por la pandemia

Las administraciones se plantean retomar los procesos cuando el Ministerio de Sanidad permita de nuevo los actos multitudinarios.

Foto de archivo de unas oposiciones de la DPH en las instalaciones del IES Pirámide, donde se han programado también las de bomberos.
Foto de archivo de unas oposiciones de la DPH en las instalaciones del IES Pirámide, donde se han programado también las de bomberos.
Verónica Lacasa

Tras más de dos meses de incertidumbre, los opositores comienzan a tener noticias. Los procesos para acceder a un puesto de funcionario se reactivarán cuando decaiga el estado de alarma. Varias regiones ya están dando pasos en esa dirección y el Ministerio de Política Territorial y Función Pública, encargado de dar el visto bueno a las pruebas para la Administración General del Estado, recuerda que debe ser Sanidad el que permita de nuevo los actos multitudinarios, como ocurre en estos exámenes, que pueden llegar a reunir a miles de personas.

El País Vasco emitió este jueves una resolución para reanudar el proceso selectivo conjunto de la Ertzaintza y de la Policía Local que fue suspendido el 14 de marzo y que busca cubrir 810 plazas: hay más de 6.000 aspirantes. La Junta de Extremadura, por su parte, aseguró el pasado lunes que retomará "a la mayor brevedad" las oposiciones que fueron suspendidas por la pandemia. País Vasco y Extremadura son dos ejemplos de que la normalidad llegará también pronto a las convocatorias públicas, pero el Gobierno central se muestra cauto y prefiere no dar fechas.

En su comparecencia en la Comisión de Política Territorial y Función Pública del Congreso de los Diputados del pasado 14 de mayo, la ministra Carolina Darias afirmó que las oposiciones presenciales masivas están aplazadas por el tiempo que resulte "imprescindible". Pero ofreció algunas pistas sobre el retorno de los procesos. Se reactivarán cuando finalice la suspensión de los plazos administrativos decretada por el estado de alarma y cuando el Ministerio de Sanidad permita de nuevo la realización de actos multitudinarios.

Darias también garantizó que todos los procesos selectivos que estaban en marcha antes de la declaración del estado de alarma continuarán cuando la situación sanitaria lo permita, pero no se refirió a futuras convocatorias. Este aspecto causa incertidumbre entre muchos opositores, que temen que ante la inminencia de una crisis económica y el mayor endeudamiento del Estado para afrontarla, las convocatorias públicas se frenen en seco, como ocurrió con la crisis financiera de hace una década.

Las pruebas del Cuerpo de Tramitación Procesal y Administrativa del Ministerio de Justicia; las de los organismos autónomos del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) y las de auxiliar administrativo de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), entre otras, quedaron suspendidas por la covid-19.

El examen de la UNED, previsto para el 22 de marzo, cuenta con más de 10.000 inscritos que aspiraban a 92 plazas. El vicegerente de Recursos Humanos, Álvaro Martín Herrera, y el vicerrector de Personal Docente e Investigador, Miguel Miguens Vázquez, explican que "en el momento en el que se levante la suspensión general de plazos administrativos decretada como disposición adicional en la declaración de estado de alarma continuará el impulso de los procedimientos ya convocados, en la fase en la que quedaron suspendidos". "También entonces comenzarán a convocarse los procesos selectivos ya autorizados en las ofertas de empleo público y pendientes de publicación", aseguran en la UNED, donde no hablan de un calendario para los exámenes, pero sí indican que la fecha de las pruebas se anunciará con la "antelación suficiente para garantizar el acceso a la información por parte de los aspirantes".

Sobre la posibilidad de habilitar el verano para realizar las pruebas, Martín y Miguens aclaran que "en principio son meses hábiles a efecto del cómputo de plazos administrativos, si bien en agosto, por organización de los servicios y medidas específicas de calendario laboral, no resulta operativo organizar la celebración de exámenes". Y respecto a la necesidad de que en estas convocatorias se respeten las medidas de seguridad y distanciamiento social establecidas por Sanidad, aseveran que la UNED buscará "los lugares adecuados".

Una encuesta de la plataforma para la preparación de test para opositores Opositatest señala que el 67% de los aspirantes considera que la Administración no ha ofrecido información oportuna sobre cómo la covid-19 ha afectado a sus oposiciones, pero el 79% subraya que no se ha planteado abandonar el proceso. «He vivido estos meses con muchos altibajos. No saber cuándo será el examen afecta a la forma de prepararlo», sostiene una candidata a auxiliar administrativo en la UNED.

Etiquetas
Comentarios