Nacional

Solo diez senadores de 194 renuncian a cobrar su finiquito de 8.822 euros

No es posible saber si los que no han reclamado indemnización lo han hecho por decisión propia o porque la paga era incompatible con sus otros ingresos.

Imagen de archivo de un pleno del Senado

El Senado ha destinado 1.623.343 euros a abonar el "finiquito" de 8.822 euros a los 184 senadores que han solicitado la llamada "indemnización de transición" por la disolución del Parlamento, a la cual solo han renunciado diez exmiembros de la Cámara Alta de varios grupos parlamentarios.

La institución ha dado este viernes a conocer los datos de la "liquidación" de esta paga única que los 194 senadores que no forman parte de la Diputación Permanente podían reclamar antes del 27 de marzo, y que resulta incompatible con la percepción de cualquier otra retribución de carácter público o privado.

La relación de senadores beneficiados incluye tanto a los de elección directa como a 27 designados por las Comunidades Autónomas y especifica que hay tres parlamentarios del PP que tienen reconocido el derecho a esta indemnización aunque todavía no la han cobrado.

Entre los que sí la han recibido figuran senadores de todos los grupos parlamentarios, incluidos algunos que solo estuvieron en un único pleno, el último de la pasada legislatura, como Francisco José Alcaraz, de Vox, o Mar Hormigo León, de Ciudadanos, ambos designados por el Parlamento de Andalucía tras las últimas elecciones autonómicas en esta Comunidad.

Sin embargo, un compañero de partido de esta senadora, Francisco José Carrillo, igualmente elegido por la Cámara andaluza y también con solo un pleno en su haber, no aparece en la relación facilitada por el Senado, al igual que Tomás Marcos, de Cs, y Jacinto Morano, de Unidos Podemos, designados en su caso por la Asamblea de Madrid.

Tampoco han pedido el finiquito los senadores del PP Esther del Brío, Nuria Guijarro, Esther Hernández Marrero y Francisco Javier Iglesias, los del PSOE Rosa María López y Luis Manuel García Mañá y el de Unidos Podemos Ángel Mesón Miguel.

No obstante, de la información aportada por el Senado no es posible saber si los diez que no han reclamado indemnización lo han hecho por decisión propia o porque la paga era incompatible con sus otros ingresos.

La cantidad de 8.882,52 euros resulta de multiplicar una cuantía diaria de 163,38 euros por los 54 días que separan el pasado 5 de marzo -fecha de publicación del decreto de convocatoria de las elecciones- de la víspera de los comicios, según acordó la Mesa del Senado el pasado 26 de febrero.

Esta paga, sujeta a impuestos, está pensada para compensar a los parlamentarios que no dispongan de otros ingresos por actividad laboral hasta el día de las elecciones.

Si algún senador de los que la ha recibido se incorporara durante este período a algún puesto de trabajo a partir de esa fecha tendría que devolverla.

El finiquito de los exsenadores está recogido en el Reglamento de Pensiones Parlamentarias y otras prestaciones económicas a favor de los exparlamentarios, en vigor desde el año 2006, aunque sujeto a posteriores restricciones.

Entre tanto, los 72 miembros de la Diputación Permanente del Senado, que sustituye al pleno en período inhábiles y tras la disolución de la Cámara, cobrarán los emolumentos que les corresponden como miembros de este órgano hasta que se constituya el nuevo Senado el próximo 21 de mayo.

Eso sí, no tienen derecho a los complementos que percibían por los cargos que ocupaban en las comisiones de la Cámara, como portavocías, presidencias y otros puestos en las Mesas.

Etiquetas
Comentarios