Despliega el menú
Nacional

Archivada la denuncia contra dos jóvenes que amenazaron desde un tanque a Puigdemont

El juez ha considerado que las supuestas amenazas son una farsa sin ningún valor intimidatorio y sin ningún indicio de que los jóvenes quisieran verdaderamente hacer llegar el mensaje a su destinatario.

Imagen extraída del vídeo.
Imagen extraída del vídeo.

Un juez de Zaragoza ha archivado la denuncia contra dos jóvenes quese grabaron en vídeo desde un tanque del Ejército amenazando a Carles Puigdemont. Las imágenes se hicieron virales en las redes sociales en diciembre de 2017 y el expresidente catalán decidió interponer una denuncia al respecto por delitos de amenazas y odio.

El vídeo se grabó en las instalaciones del Regimiento Acorazado Pavía nº 4 de la Brigada Aragón I del Ejercito de Tierra en Zaragoza. Ese día se realizó un acto de puertas abiertas con motivo de la celebración del día de la Inmaculada.

Según el informe policial que se realizó tras la difusión del vídeo, cuando los carros de combate, anteriormente expuestos, se estaban retirando al hangar dos civiles lograron acceder a ellos.

Según ha difundido RAC1 y ha recogido el diario La Vanguardia en su página web, el juez ha considerado que las supuestas amenazas son una farsa sin ningún valor intimidatorio y sin ningún indicio de que los jóvenes quisieran verdaderamente hacer llegar el mensaje a su destinatario.

A pesar de que estaban subidos a un tanque en movimiento, algo expresamente prohibido por el Ejército, el juez no ve ni amenazas, ni injuria, ni odio. Ha expresado que el vídeo es penalmente irrelevante, aunque "tiene un tono festivo y mordaz" porque los denunciados se reían del "político fugado" y también de si mismos.

El magistrado también ha opinado que "tildar de seria amenaza lo dicho por los denunciados sería tanto como decir que los trabucaires de un pueblo catalán (Cardedeu) que en agosto de 2014 apuntaron hacia el piso de un concejal no independentista (del PP) y dispararon con pólvora, pero sin proyectiles, hacia su casa, amenazaron a dicho cargo público, cuando lo cierto es que la denuncia que en su momento se interpuso por tal concejal, fue archivada penalmente”.

De hecho, incluso ha llegado a entrar en valoraciones políticas insistiendo especialmente en el hecho de que Puigdemot "huyó de España, agazapado en el maletero de un automóvil y dejando a sus compañeros antes de su declaración judicial" con la evidencia de que el riesgo de fuga era una realidad.

La sentencia no es firme y el expresidente de la Generalidad catalana puede recurrirla.

Etiquetas
Comentarios