Nacional
Suscríbete por 1€

Aurresku nacional

Rajoy, en una entrevista para la COPE
Aurresku nacional
Efe

Sigue el PP bailando el agua y el aurresku a los nacionalistas vascos y sigue el PNV a lo suyo, que no es otra cosa que la pela que hasta ahora se llevaban los catalanes. Pura reedición, con escasas variaciones, de la historia de la democracia en este país, siempre al albur de las minorías beneficiadas por una ley electoral que no garantiza la equidad y la representatividad territoriales. Como a falta de pan buenas son tortas, Rajoy no ha dudado en hinchar el saco de las inversiones para el País Vasco, mejorar el Cupo y picar el cebo electoral de las pensiones, pues a cambio consigue el salvoconducto para agotar el mandato. Que el año que viene no hay presupuestos, no pasa nada, está en el manual del buen opositor no apoyarlos y dejar al Gobierno de turno tirado con las cuentas prorrogadas. Menos creíbles se antojan las justificaciones del PNV cuando invoca un acto de responsabilidad para la estabilidad del país y, además, se muestra convencido de que el 155 se levantará pronto. La realidad es otra: al nacionalismo solo le interesan lo suyo y los suyos: la pasta para la pretendida ‘nacionalidad vasca’ de la mano de Bildu. ¿Cometeremos el mismo error que con Cataluña?

Etiquetas