Despliega el menú
Nacional

Camareros, personal de aeropuertos y cocineros, lo más demandado para trabajar este verano

Según datos de Randstad, los alojamientos turísticos y el sector de la hostelería española generarán este verano un nuevo impulso al empleo.

Un camarero atiende una terraza.
Uno de cada cuatro camareros en España es inmigrante
HA

Los alojamientos turísticos y el sector de la hostelería española generarán este verano un nuevo impulso al empleo en el sector turístico que demanda sobre todo para estos próximos meses perfiles de camareros, cocineros y personal de servicios de transporte para atender a la gran demanda prevista de turistas para este verano, según datos de Randstad.

La campaña de verano generará la cifra récord de 548.325 contratos, sobre todo el sector del transporte, distribución, hostelería y entretenimiento que constatan la recuperación del sector turístico nacional que valora sobre todo experiencia, profesionalidad e idiomas en los trabajadores contratados.

Se prevé que esta campaña de verano genere en torno a 550.000 contratos en España, la mejor cifra de la historia. Este volumen de contratación supone un crecimiento del 12,2% respecto a 2016 y acumula un aumento del 72,3% respecto a 2010.

El análisis de Randstad indica que los profesionales más demandados durante esta época del año continúan siendo los trabajadores vinculados con el sector comercio, también impulsado por la campaña de rebajas.

Otro de los sectores que tiran del empleo es el de hostelería. Durante este periodo los hoteles y otros tipos de alojamientos muestran las tasas de ocupación más elevadas, llegando en muchos casos al 100% de ocupación. Destacan los perfiles de apoyo en hoteles y restauración.

A ellos se suman los perfiles de infraestructura de transporte, en especial, el personal de puertos, aeropuertos y estaciones de transporte, así como profesionales de atención al cliente. Se trata, en la mayor parte de los casos, de perfiles asociados con el turismo, principal dinamizador del mercado laboral durante los meses de verano.

El ocio es otro de los sectores que aportan dinamismo al mercado laboral, gracias al impulso generado por actividades recreativas y vinculadas al turismo.

Experiencia e idiomas, lo más buscado

Entre los perfiles más demandados por las compañías que necesitan incorporar perfiles, cabe destacar algunos requisitos que Randstad detecta en la mayor parte de las ofertas de trabajo. Debido al carácter estacional de la contratación, las empresas que contratan trabajadores durante este periodo buscan experiencia previa en un puesto similar.

Esto se debe a que necesitan solventar el incremento de la demanda por parte de usuarios y consumidores en un corto espacio de tiempo, por lo que una rápida adecuación al puesto de trabajo se posiciona como un factor altamente valorado por las compañías.

El auge del turismo internacional, impulsado por la gran oferta turística y de ocio de España, ha traído consigo una necesidad imperante de perfiles con conocimientos de idiomas para hostelería, restauración o infraestructuras aeroportuarias.

El inglés se posiciona como un requisito indispensable para muchos puestos. Sin embargo, de cara a ofrecer un mejor servicio a los turistas internacionales, se detecta un incremento en las demandas de las compañías de profesionales con un tercer idioma, bien europeos (francés, alemán, nórdicos) o internacionales (ruso, chino, árabe) debido al aumento de visitantes de estos países.

Contratación temporal

El turismo se posiciona, una vez más, como el principal motor de contratación durante el periodo estival. Este sector volvió a superar durante el verano de 2016 el mayor volumen de trabajadores en España de la historia, por encima de los 1,6 millones de ocupados.

Los contratos de duración determinada que surgen durante esta época del año suponen una opción para acceder a un puesto de trabajo que aumente la empleabilidad de los candidatos más jóvenes, o de aquellos que están formándose y disponen de días libres.

Asimismo, este modelo contractual supone una nueva oportunidad de volver al mercado laboral para los profesionales desempleados, independientemente del tiempo que hayan estado en esta situación.

La estacionalidad de este periodo motiva que la contratación temporal sea una de las opciones más utilizadas por las empresas para adaptarse al incremento de la demanda y cubrir las vacaciones de los profesionales.

Este modelo de contratación permite a las compañías flexibilizar sus plantillas, con el objetivo de aumentar su oferta de servicios y adecuarse a las necesidades de los consumidores.

Durante esta campaña de verano, Randstad prevé que todas las comunidades autónomas aumenten el número de contratos respecto a 2016, y en todos los casos con crecimientos por encima de los dos dígitos, con la única excepción de Castilla-La Mancha, donde el incremento se sitúa en el 9%.

"El incremento del turismo, gracias a la recuperación económica nacional y europea, unido a la mejoría de las tasas de empleo, generan el clima idóneo para que el verano de 2017 suponga un hito en materia de contratación en todas las regiones", explicó el director de relaciones institucionales de Randstad, Luis Pérez.

Etiquetas
Comentarios