Despliega el menú
Nacional

Interior entrevista a 200 asesinos machistas para buscar patrones comunes

El Gobierno pone en marcha dos organismos para luchar contra la violencia de género, que ya se ha cobrado 18 vidas desde principios de año.

El 016 es el teléfono gratuito frente al maltrato
016
HA

Saber qué piensan, cómo reaccionan, qué les induce a cometer el crimen, cómo valoran la vida o cómo cambian su relación con las víctimas. Este es el objetivo de las 200 entrevistas a asesinos de mujeres que un equipo de agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil han comenzado a realizar en las cárceles con aquellos que se prestan voluntarios. Los resultados, con los que se pretende perfilar un patrón de conducta, serán útiles para mejorar la protección a las víctimas de la violencia machista, según anunció ayer el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido.

Las entrevistas a los condenados por violencia machista serán analizadas por expertos procedentes de campos como la Psiquiatría, la Psicología, la Medicina, además de Instituciones Penitenciarias, de las fuerzas de seguridad, de la Delegación del Gobierno y de la Fiscalía de Protección Integral contra la Violencia de Género. Los resultados de los trabajos se incorporaran al formulario con el que actualmente trabajan las distintas policías españolas para determinar el riesgo al que se enfrentan de las denunciantes de maltrato cuando acuden a comisaría, donde los funcionarios trabajan con el del Sistema Integral de los casos de Violencia de Género (VioGén). En declaraciones a TVE, Zoido destacó la "auténtica obsesión" la que sienten los miembros de las fuerzas de seguridad del Estado por ser capaces de prevenir "todo este tipo de delitos".

Esta novedosa iniciativa de entrevistar a los asesinos pretende frenar el trágico comienzo de año, en el que 18 mujeres han muerto a manos de sus parejas y exparejas. Esto representa el balance más sangriento desde 2003 en los dos primeros meses del año. A esa medida se suma la creación de dos órganos también dirigidos a tal fin, según acordaron los titulares de Interior, de Sanidad, Dolors Montserrat, y de Justicia, Rafael Catalá.

Uno de los órganos estará destinado a la coordinación interministerial, en el que también estarán presentes la Federación Española de Municipios y Provincias, las comunidades autónomas y los portavoces parlamentarios. El segundo organismo se encargará de la valoración, la prevención y la lucha contra los maltratadores. En ella estarán representados los responsables de la Dirección General de Evaluación y Coordinación Territorial del Ministerio de Educación y los directores adjuntos operativos de Interior, presididos por la delegada del Gobierno contra la Violencia de Género.

Al termino de la reunión, el Gobierno, que considera el maltrato machista como una "cuestión de Estado", destacó en una nota la necesidad de "intensificar los trabajos de la detección precoz, la concienciación social y la visualización de esta lacra". Para ello, entre otras acciones, pretende profundizar en la formación de todos los agentes implicados (sanitario, jueces, fiscales), la prevención en las redes sociales "con especial dedicación a los menores", evaluar la eficacia de las órdenes de protección así como reforzar las medidas de protección de los niños, o revisar las asignaciones presupuestaria para luchar contra la lacra.

Micromachismos

El secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Mario Garcés, consideró que la lucha contra la violencia de género comienza desde la infancia, al ser un "problema cultural y educativo", de manera que debe inculcarse en los niños iniciativas para que "empiecen a desarrollar su capacidad de socialización" y eviten caer en "micromachismos de control", como los que muchos jóvenes ejercen sobre sus parejas al controlar, por ejemplo, su teléfono móvil particular.

También alertó del efecto que tiene el cine y la literatura. "Bastaría con ponerse en la puerta del cine un fin de semana para ver qué están viendo los jóvenes y nos sorprendería qué película están viendo, una película basada en la dominación del hombre sobre la mujer y que se convierte además en los libros más vendidos. Creo que es para hacérselo ver", apuntó.

Etiquetas
Comentarios