Despliega el menú
Nacional

Lambán: "Los pactos de izquierdas sirve para recuperar derechos y prestigio perdido"

El presidente del Gobierno de Aragón ha defendido el pacto que suscribieron los partidos de izquierda el pasado 13 de septiembre.

El presidente de Aragón, Javier Lambán.
Lambán durante el pleno de las Cortes de Aragón
José Miguel Marco

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha defendido este viernes el pacto que suscribieron el 13 de septiembre los partidos de izquierdas con representación en el parlamento y que sirve, ha dicho, para recuperar los derechos y servicios perdidos con la gestión del PP-PAR y devolver el prestigio a la comunidad.

Lambán ha contestado, en la sesión de control al gobierno en el pleno de las Cortes, a una pregunta formulada por el portavoz del PAR, Arturo Aliaga, sobre los beneficios "concretos" que obtendrán los aragoneses con este pacto que, a juicio del aragonesista, demuestra lo "desencuentros" y "desconfianzas" existentes entre el PSOE y los grupos que apoyaron la investidura de Lambán.

Este, sin embargo, ha asegurado que el pacto tiene la voluntad de "revelar con franqueza" en qué consiste la estabilidad en estos tiempos y, sobre todo, seguir recuperando los derechos sociales y los servicios públicos que, a su juicio "puso en peligro" la gestión del PP y el PAR en la pasada legislatura, y devolver a Aragón un prestigio que dejaron "absolutamente por los suelos".

Aliaga ha precisado, por su parte, que el incumplimiento de los pactos que posibilitaron la investidura produce "tensiones" que afectan a la gobernabilidad y que se han querido "disimular" con el nuevo acuerdo de la izquierda. En él, ha relatado, no hay compromisos ni fechas ni plazos, más allá del primer acuerdo, que no aparece en el texto, referido al relevo en la presidencia de las Cortes, que ostenta ahora Podemos y no el PSOE.

Lambán, a este respecto, le ha recordado a Aliaga que la actual presidenta, Violeta Barba, procede de un grupo de 14 diputados, pero la legislatura pasada el PAR, con siete diputados, tuvo no solo la presidencia, sino "casi el Gobierno de Aragón entero".

Ahora, ha añadido, se negocia con luz y taquígrafos, de cara a la ciudadanía, cuando antes los acuerdos los firmaban la presidenta del PP y el entonces del PAR, José Ángel Biel, en un despacho "a oscuras".

Aliaga, además, ha recordado a Lambán que en su discurso de investidura se comprometió a buscar en consenso en grandes asuntos no solo con los grupos que lo apoyaron, y ha estimado que el acuerdo del 13 de septiembre "parece que obvia que para construir un Aragón de futuro se necesita trabajar todos en la misma dirección".

Por su parte, el portavoz del PP, Roberto Bermúdez de Castro, ha preguntado a Lambán por las medidas que va a adoptar para dar "estricto cumplimiento" a la ley de presupuestos de 2016, en alusión a una serie de enmiendas aprobadas al texto durante su tramitación parlamentaria que no fueron incluidas en el estado de ingresos y gastos.

Esto supone, según Bermúdez de Castro, que se ha estado ejecutando "hasta anteayer" un presupuesto que no ha sido aprobado por las Cortes, y ha lamentado que el Gobierno de Aragón no comunicara los errores detectados en el texto cuando tuvo conocimiento de ellos. De hecho, ha recordado, el informe elaborado por la dirección general de presupuestos el 24 de julio al respecto llegó a la cámara dos meses después.

Lambán ha asegurado que el presupuesto de 2016 será el de mayor grado de ejecución de ingresos y gastos de los últimos diez años, frente a los elaborados por el gobierno anterior, que han sido cuestionados por la Cámara de Cuentas por, según ha dicho, consignar ingresos irreales para cuadrar las cuentas. Respecto a las enmiendas, ha replicado que se trata de un número y un importe mínimo, puesto que de las 370 aprobadas, sólo hay problemas con 13, algo que no sucedía en la anterior legislatura, ha ironizado, porque entonces sólo se admitían por el PP-PAR "una o dos". Posiblemente, ha reconocido, debido a esta circunstancia en las Cortes las cosas "no se hicieron lo suficientemente bien" y la respuesta del Gobierno de Aragón "tampoco fue satisfactoria".

Etiquetas
Comentarios