Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

El Gobierno recurrirá al TC la consulta convocada sobre las prospecciones en Canarias

Puede acarrear, si el Ejecutivo así lo solicita, su inmediata suspensión por un plazo de cinco meses.

Prospecciones petrolíferas en Canarias
El Gobierno recurrirá al TC la consulta convocada sobre las prospecciones en Canarias
Agencias

El Gobierno recurrirá al Tribunal Constitucional la consulta convocada por el Ejecutivo de Canarias en relación con las prospecciones petrolíferas en aguas cercanas al archipiélago, convocada para el 23 de noviembre, según ha anunciado la vicepresidenta del Ejecutivo, Soraya Sáenz de Santamaría.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Sáenz de Santamaría ha explicado que tras recibir el informe del Consejo de Estado apoyando el recurso que el Gobierno solicitó interponer ante el Constitucional contra la consulta canaria, el Ejecutivo ha decidido dar este paso.

La vicepresidenta ha avanzado que impugnarán dos decretos del Gobierno de Canarias relacionados entre sí y referidos a la consulta convocada por las prospecciones petrolíferas.

Preguntada por la fecha de la impugnación, la vicepresidenta ha dicho que el Consejo de Ministros lo que hace es autorizar al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, a que solicite la impugnación de estas actuaciones.

Una vez firmada la petición de impugnación, que ya está rubricada, corresponde a la abogacía del Estado el registro ante el Tribunal Constitucional, por lo que ha señalado que la fecha no la podía decir.

Aunque no se conoce la fecha, el próximo pleno ordinario del Tribunal Constitucional convocado es el 4 de noviembre.

A la cuestión sobre si el Ejecutivo en algún momento se ha planteado algún otro mecanismo para la consulta en Canarias, Sáenz de Santamaría ha señalado que se está hablando de competencias del Estado, no del Ejecutivo de Canarias.

Ha añadido que Canarias tiene sus competencias, que el Gobierno respeta, y esta comunidad en el marco de sus competencias podrá tomar las decisiones que estime oportunas.

"Estamos hablando de un referéndum sobre el ejercicio de una competencia que la Constitución atribuye al Estado", ha precisado.

En este sentido, ha asegurado que "sobre esas competencias, no hay capacidad de negociación", ya que tanto las comunidades autónomas como el Estado deben ejercer cada uno sus respectivas funciones, y "otra cuestión es no cumplir o no respetar el marco competencial".

El Consejo de Estado aprobó el dictamen favorable al recurso del Gobierno contra la consulta canaria sobre las prospecciones petrolíferas.

La impugnación por el Gobierno central de un decreto o una ley aprobada por una comunidad autónoma ante el Tribunal Constitucional puede acarrear, si el Ejecutivo así lo solicita, como ocurre en este caso, su inmediata suspensión por un plazo de cinco meses.

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, aseguró que la consulta será suspendida por el Tribunal Constitucional porque es "ilegal".

El Consejo de Ministros acordó el pasado día 10 solicitar el dictamen al Consejo de Estado, con lo que se iniciaba el trámite para la presentación del recurso al Constitucional.

Por su parte, el presidente canario, Paulino Rivero, se ha mostrado hoy convencido de que los dos decretos aprobados para posibilitar la convocatoria de una consulta popular relativa a las prospecciones petrolíferas se han elaborado "desde el cumplimiento estricto de la legalidad vigente".

Antes de que se conociera la decisión final del Gobierno de recurrir la consulta canaria sobre las prospecciones al Constitucional, Rivero ha afirmado que "son razones de tipo político" las que tratan de frenar la iniciativa de su Ejecutivo.

Rivero ha señalado que no conoce el contenido del dictamen aprobado ayer por el Consejo de Estado y en el que se apoyará el Gobierno para presentar su recurso de los dos decretos aprobados por el Gobierno canario para desarrollar el reglamento de la Ley de Participación Ciudadana, y convocar la consulta.

Según la referencia del Consejo de Ministros, el Gobierno justifica la impugnación del decreto que aprueba el reglamento de consultas a la ciudadanía al considerar que el Gobierno canario pretende celebrar un auténtico referéndum, cuando la potestad de regulación y autorización de referendos corresponde exclusivamente al Estado.

En cuanto a la impugnación del decreto por el que se convoca consulta ciudadana mediante pregunta directa, el Gobierno argumenta que esta comunidad carece de competencia para convocar un auténtico referéndum y que se debe tener en cuenta que la competencia en materia energética corresponde al Estado.

El Ejecutivo subraya que ambas impugnaciones se plantean con invocación del artículo 161.2 de la Constitución, de acuerdo con lo establecido en el artículo 30 de la Ley Orgánica del Tribunal Constitucional, a fin de que se produzca la suspensión de los preceptos que se recurren.

Etiquetas