Despliega el menú
Nacional

El fin de la doctrina Parot

Fernández Díaz comprende la "humillación" de las víctimas por la excarcelación de etarras

El ministro de Interior ha afirmado que el Gobierno debe acatar la sentencia de Estrasburgo, aunque sin variar su política antiterrorista ni penitenciaria.

El ministro del Interior Jorge Fernádez Díaz
"Todo lo que costó detener a Troitiño se ha venido abajo en unas horas"
EFE

El ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, ha expresado su compresión por la "humillación" que sienten las víctimas del terrorismo ante la sentencia que anula la doctrina Parot, pero ha afirmado que el Gobierno debe acatarla, aunque sin variar su política antiterrorista ni penitenciaria.

En un acto de entrega de condecoraciones en Barcelona, Fernández Díaz se ha referido así a la manifestación de ayer de víctimas del terrorismo contra la decisión del Tribunal de Estrasburgo, una sentencia que en opinión del ministro es "dolorosa, demasiado dolorosa", pero que España debe acatar como Estado de derecho que es.

El ministro ha asegurado que las víctimas tienen toda la "comprensión, solidaridad, afecto y cariño del Gobierno en momentos como este" y ha considerado lógico que se sientan "indignadas y hasta humilladas" ante un momento "especialmente doloroso", no solo para ellas sino también para el Ejecutivo.

En ese sentido, ha garantizado a las víctimas del terrorismo que el Gobierno está "donde ha estado y estará", siempre junto a ellas, y ha anunciado que seguirá trabajando para la disolución de ETA, "sin modificar la política antiterrorista en general ni la política antiterrorista en particular".

Según Fernández Díaz, no habrá "negociación política de ningún tipo" para terminar con la banda terrorista ETA, que en su opinión "acabará disuelta por las buenas o por las malas".

El ministro de Interior ha recordado que ETA anunció el cese de la violencia, no por razones ética y morales, sino porque fue derrotada por el Estado de derecho, gracias al papel de los cuerpos y fuerzas de seguridad, de jueces y fiscales, de la ley de partidos y de la cooperación de las víctimas, que nunca decidieron "tomarse la justicia por su mano".

En ese sentido, ha destacado que España, que acaba de aprobar un anteproyecto de ley para la protección del estatuto jurídico de las víctimas, es un "referente internacional" por su apoyo a la memoria y a la dignidad de las personas afectadas por actos terroristas.

"No tenemos más remedio que acatar la sentencia", ha remachado Fernández Díaz, quien cree que "la grandeza del Estado de derecho se manifiesta en decisiones como esta".

El ministro de Interior ha entregado, en un acto en Barcelona junto con la delegada del Gobierno en Cataluña, Llanos de Luna, la Medalla al Mérito Policial con Distintivo Rojo al guardia urbano de Barcelona Juan José Salas, que quedó incapacitado al recibir una pedrada en la cabeza en una intervención policial con motivo de una fiesta ilegal en Barcelona.

Etiquetas