Despliega el menú
Nacional

En Murcia

Un grupo de feligresas reducen a un hombre ebrio y armado en una iglesia

Un grupo de señoras logró quitarle una pistola de fogueo y otra mujer le redujo, mientras el párroco avisaba a la Guardia Civil.

Unas mujeres redujeron ayer a un hombre que entró ebrio, en bicicleta y con una pistola de fogueo a la iglesia de la localidad murciana de Sangonera la Verde provocando un pequeño susto a los feligreses mientras el párroco oficiaba la misa del lunes.

Ocho vehículos de la Policía y Guardia Civil, cuyos agentes llevaban chalecos antibalas, acudieron a la Iglesia Nuestra Señora de los Ángeles de Sangonera la Verde alertados por personas que se encontraban en el templo, ha explicado Antonio Gregorio del departamento de Comunicación del Ayuntamiento.

Algunas personas que asistían a misa sufrieron ataques de ansiedad y un grupo de señoras que vieron que el individuo llevaba una pistola, se la quitaron.

Esta circunstancia llevó al hombre a subir al altar a reclamar su pistola en estado ebrio.

Al final, una vecina consiguió reducirlo, el párroco avisó a la Guardia Civil y a una ambulancia, cuyos sanitarios suministraron medicación psiquiátrica. 

Etiquetas