Despliega el menú
Nacional

Partido Popular

Hernando aplaude la respuesta "clara" a Aznar y Gallardón dice que su voz "debe ser oída"

El ministro de Justicia cree que el discurso del expresidente "no es distinto del discurso del Gobierno".

El portavoz adjunto del PP en el Congreso, Rafael Hernando, ha dicho que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha "estado suficiente, claro y respetuoso, como debe ser", en su respuesta desde Bruselas al expresidente José María Aznar.

Hernando ha aplaudido las palabras de Rajoy en declaraciones en los pasillos del Congreso, donde ha advertido de que "cuando uno se está desangrando, desangrar más el cuerpo no es el camino" y ha insistido en "hay que seguir con las políticas" del Gobierno que persiguen el "objetivo clarísimo de reducir el déficit y volver a la senda de crecimiento y empleo".

"Eso es lo que vamos a seguir haciendo", se ha reafirmado el portavoz 'popular', para quien "lo peor ha pasado" y ahora el Ejecutivo espera "obtener resultados".

Preguntado si cree que Aznar se siente poco defendido por el partido, ha asegurado que no lo cree y que "el partido defiende al partido de forma intensa y toda su historia, como es natural".

También ha destacado que el expresidente "habla muy a menudo" y ha alertado de que la próxima semana lo hará en el propio Congreso, donde tiene previsto presentar un libro editado por Faes.

La voz de un expresidente "siempre debe ser oída"

Por su parte, el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, ha dicho que la voz de un expresidente "siempre debe ser oída" y que su papel "no es tanto volver a la política activa como estar en el activo de la política", y eso, ha subrayado, es lo que le corresponde a cualquier expresidente y, por supuesto, a José María Aznar.

El ministro ha considerado que un expresidente del Gobierno, por las responsabilidades que ha asumido, "es, por definición, un activo de la política".

"Lo es y tiene que serlo", ha dicho el titular de Justicia quien ha considerado que, en una democracia, "es bueno que sea así" y ha asegurado que "a veces" echa de menos que en España no exista la costumbre de países como EE. UU. de que todos sus expresidentes participen juntos, "al margen de sus ideologías", en actividades "que no son de partido ni de Gobierno, sino de Estado".

En su opinión, el discurso de Aznar "no es distinto del discurso del Gobierno y del presidente del Gobierno".

"Evidentemente -ha precisado- hemos tenido que hacer cosas que no nos gustaría, cosas distintas de las que teníamos comprometidas en el programa electoral" debido a "las circunstancias extraordinarias en las que se encontraba y se encuentra, en menor medida, España".

Ha aseverado que estas medidas "son temporales y reversibles", y que "no marcan" lo que van a ser las políticas del PP.

Así, ha subrayado que "este Gobierno, con el presidente a la cabeza, tiene una vocación de devolver a la sociedad el máximo posible de su actividad" y eso se traduce, ha explicado, en políticas fiscales de bajadas de impuestos.

Etiquetas