Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Málaga

El Supremo da la razón a un padre divorciado que pidió dividir en dos la casa

Con esta sentencia el juez permitirá al padre vivir en la planta baja del inmueble y a la madre arriba después de diez años compartiendo la vivienda.

Efe. Málaga Actualizada 31/05/2012 a las 12:34
14 Comentarios

El Tribunal Supremo ha dado la razón a un padre divorciado que pidió dividir en dos la vivienda familiar para instalarse en la planta baja del inmueble, y ha atribuido a la madre de sus dos hijos el uso del resto del domicilio, que el matrimonio compartió durante diez años.

En su sentencia, a la que ha tenido acceso Efe, el alto tribunal ordena reponer la sentencia dictada en junio de 2009 por un juzgado de Vélez-Málaga relativa a la atribución a los hijos y al progenitor de la planta baja del inmueble, propiedad del marido.

Anula de esta forma la sentencia dictada por la Audiencia Provincial de Málaga en septiembre de 2010, que revocó la medida de dividir materialmente la vivienda familiar y atendió el recurso de apelación presentado por la madre, y atribuyó a ésta y sus hijos el disfrute en su integridad de la casa.

El Supremo ha tenido en cuenta que se trata de un inmueble de tres plantas, en el que es posible la división material y que no existe conflictividad entre los cónyuges.

En este sentido, señala que el inmueble es propiedad exclusiva del marido -lo adquirió antes del matrimonio- y que la propuesta de división no es tal, sino "una redistribución de espacios en el inmueble que no altera su régimen", con lo que se protege el interés de los hijos menores y del propio marido.

De esta forma se formula la doctrina de que "cabe la división material de un inmueble en el procedimiento matrimonial" cuando ello sea lo más adecuado para proteger el interés del menor, siempre que la división es posible y útil porque las viviendas resultantes reúnan las condiciones de habitabilidad.

En los fundamentos de derecho de la Sentencia, el Supremo señala que la pareja se casó en 1999, con el régimen económico de bienes gananciales, y tuvieron dos hijos, menores de edad cuando la mujer presentó la demanda de divorcio (2009), en la que pidió además de la guardia y custodia de los niños, el uso de la vivienda conyugal, los alimentos de los hijos y una pensión compensatoria.

El padre se opuso en parte a dicha demanda y señaló que en la planta baja de la casa tenía su taller, y pidió que se le reservase el derecho de uso de esta parte del inmueble para instalar allí su vivienda.

La sentencia dictada entonces por el juzgado de Vélez-Málaga -que repone ahora el Supremo- estimó en parte la demanda y atribuyó al padre la planta baja y sótano, y ordenó que costease todas las obras necesarias para independizar ambas plantas.

En su recurso, la madre argumentó que la división de la vivienda podría constituir un "ataque a la intimidad de las personas que supondría seguir habitando los ex cónyuges divorciados en el mismo inmueble en el que han habitado juntos diez años simplemente separándolos un tabique".


  • celtibero01/06/12 00:00
    en una pagina web e visto que un juez de familia de zaragoza esta en desacuerdo con lacustodia compartida ante eso para que gastar dinero un hombre en meterse en unproceso judicial sin obtener resultados,y las pensione es segun ingresos para el que las paga esmucho yel que las recibe poco
  • divorciado01/06/12 00:00
    hace tiempo que falto de zaragoza pero antes las discotecas de lanoche zaragozana estaba llena de divorciadas con hijos menores que estas dejaban en manos de otras personas para ellas dedicarse a la vida loca (FREE)
  • pepito31/05/12 00:00
    Ya veo pronto muchas soluciones. El esposo divorciado entrará por la ventana y la esposa por la puerta. Es que los pisitos de una planta ya no dan más de sí. A no ser que algún Juez tenga conocimientos de geometría.
  • Robespierre31/05/12 00:00
    Está claro que el matrimonio hoy por hoy sólo beneficia a restaurantes (día de la boda) y abogados (separación casi inevitable ultimamente), y en este caso al albañil. Estuve a punto de casarme, rompimos antes y lo que entonces me pareció una situación dramática hoy lo veo como una suerte. Por lo menos nadie puede echarme de mi casa. (Salvo el banco, claro)
  • Mañoman31/05/12 00:00
    O sea que la casa es del marido y le obligan a quedarse en 1/3 de ella porque sí. Que bien va la justicia en este pais
  • jose maria31/05/12 00:00
    Totalmente de acuerdo con Mañoman. Si en una sociedad matrimonial de ganaciales se "reparte" desde que existe esa sociedad, cómo leches se mete en el reparto una propiedad que no era de la sociedad? No entiendo nada
  • Artousse31/05/12 00:00
       Es, que, si la casa hubiese sido de la mujer, él,  igual hubiese tenido que salir, incluso de su pais.
  • hola31/05/12 00:00
    A quiénes tienen que reclamar en todo caso son a los jueces (por extensión las leyes) si consideran que son injustas pero me canso de ver casos de separaciones donde automáticamente el padre ni intenta tener la custodia de sus hijos y luego se queja de tener que mantenerlos. Por supuesto hay casos de todos los tipos pero la cantidad de madres separadas, solteras etc que se encargan de sus hijos mientras el padre vive su "segunda juventud" también son inmensos pero parece que como son habituales y no salen en los diarios pasan de puntillas.
  • Miguel31/05/12 00:00
    Un ejemplo. la señora se queda con el piso común y, con el piso de soltera, el señor se va de alquiler, paga la hipoteca y las pensiones correspondientes y la señora mete en la casa común a otro señor que no paga nada, esto es España.
  • hola31/05/12 00:00
    La casa no es para la mujer, es para sus HIJOS menores, y hablamos de usufructo, no de la propiedad, que sigue siendo del hombre como es lógico. A muchos parece que con pasar 200 euros para los hijos al mes les parece bien pagado el que la otra parte les de alojamiento, alimentacion, cuidados y las preocupaciones del día a día etc...
Ver más comentarios


Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo