Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

Arcas municipales

El misterioso pueblo endeudado de por vida

Este municipio necesitará 70 siglos para poder pagar sus deudas.

No se sabe su nombre, ni en qué lugar de la provincia de Guadalajara está situado, ni si tiene muchos o pocos habitantes. Nada, ningún dato que ayude a identificarlo. Lo que sí se conoce es que necesitará más de siete mil años -exactamente 7.058- para pagar sus deudas.

Eso es lo que ha dicho Antonio Beteta, secretario de Estado de Administraciones Públicas, al hablar de la deuda que los ayuntamientos tienen con sus proveedores durante un desayuno-coloquio que ha protagonizado este jueves en Madrid.

Al referirse a tan "escalofriante" situación, Beteta ha puesto el ejemplo de ese pueblo de Guadalajara, "pequeño" fue lo único que concretó, que necesitará más de 70 siglos para dejar a cero su saldo de deudas.

Guadalajara tiene más de 450 municipios, la mayoría de ellos con muy poca población. Uno de ellos es el señalado por Beteta, quien rehusó desvelar su nombre y reconoció que la provincia manchega tiene municipios muy pequeños. "No se trata tanto de la cantidad que debe como del número de sus habitantes y los gastos realizados por su ayuntamiento", respondió a la pregunta curiosa de una periodista.

Lo que sí está claro es que este desconocido y enigmático pueblo tiene el récord de España en cuanto al periodo de tiempo que necesitará para sanear sus cuentas.

Beteta, durante su intervención ante una audiencia de políticos, munícipes y otros representantes de administraciones públicas, puso más ejemplos de ayuntamientos manirrotos.

Entre ellos, uno de Teruel, también desconocido, que necesitará 462 años para saldar sus deudas, y otro "importante" de la Comunidad de Madrid que tardará más de 22 años. "El sistema ha fallado, por lo que hay que cambiarlo", destacó.

Previamente, en su intervención, Antonio Beteta había informado de que 2.004 ayuntamientos no han presentado los planes de ajuste que el Gobierno les exige para acogerse al plan de pago a proveedores, y que sí lo han hecho 2.305, si bien 315 de ellos han visto como Hacienda rechazaba sus cuentas.

Al plan se han querido acoger 4.623 entidades locales, que presentaron casi dos millones de facturas pendientes de pago, por valor de casi diez mil millones de euros, aunque, según Beteta, sólo se pagarán 1.629.322 facturas.

Etiquetas